Un 75 por 100 más que en 2015

Castilla-La Mancha atiende a 61.000 dependientes, con 74.810 prestaciones

La viceconsejera de Promoción a la Autonomía y Atención a la Dependencia de la Junta, Ana Saavedra, ha destacado que CLM partía desde la novena posición en 2015 y en la actualidad se sitúa como segunda región

Rueda de prensa de Ana Saavedra, viceconsejera de Promoción a la Autonomía y Atención a la Dependencia.

El sistema de dependencia de Castilla-La Mancha ha alcanzado en agosto a casi 61.000 personas, que son beneficiarias de un total de 74.810 prestaciones, lo que supone un 75 por 100 más de dependientes atendidos en la región desde 2015, según los datos aportados por el Gobierno regional.

La viceconsejera de Promoción a la Autonomía y Atención a la Dependencia del Ejecutivo castellano-manchego, Ana Saavedra, ha informado en rueda de prensa de los datos del Sistema de Dependencia de Castilla-La Mancha relativos al mes de agosto de 2019 y ha resaltado que Castilla-La Mancha es “la segunda comunidad que más ha crecido en personas con dependencia atendidas en relación a su población desde julio de 2015”.

Así, en un comunicado, ha destacado que Castilla-La Mancha partía desde la novena posición en 2015 y en la actualidad se sitúa como segunda región.

Con ello, ha señalado la viceconsejera que el grado de cobertura es del 91,80 por 100 y sobrepasa la media nacional que actualmente se sitúa en el 80,92 por 100, al tiempo que ha resaltado que Castilla-La Mancha ha avanzado de la penúltima posición al puesto número cuatro en relación con el resto de comunidades autónomas respecto a las personas pendientes de atender.

“Estamos satisfechos de la gestión del Sistema de Dependencia y de que, cada día, se vayan incorporando más personas, siempre sabiendo que nos queda mucho por hacer y tenemos que seguir por esta línea que iniciamos hace cuatro años”, ha afirmado Ana Saavedra.

Respecto a las prestaciones, Saavedra ha destacado el incremento del 57 por 100, ya que se han pasado de 47.160 prestaciones en 2015 a 73.810, por lo que se han aumentado 26.650.

En concreto, hay 16.417 usuarios de Ayuda a Domicilio que tienen dependencia, más del doble que hace cuatro años y el mismo crecimiento ha experimentado la Teleasistencia, al pasar de 4.872 beneficiarios en julio de 2015 a 13.427.

Las Prestaciones Vinculadas al Servicio (PSV), por su parte, han crecido un 203 por 100 y las prestaciones de Centro de Día, un 58 por 100.

También ha señalado que los usuarios del Servicio de Promoción de la Autonomía han aumentado un 84 por 100, hasta los 6.600, y un 22 por 100 los de Plaza Residencial, hasta alcanzar los 12.157.

Saavedra también ha destacado que “no se ha quitado ninguna Prestación Económica para el Cuidado en el Entorno Familiar y se han concedido 3.246″ en cuatro años.

Por todo ello, ha destacado que el Sistema de Dependencia de Castilla-La Mancha ha avanzado del suspenso de 2015 al notable alto en 2019, según el Observatorio Estatal de la Dependencia.