Gobierno de Castilla-La Mancha

La Junta lanzará en 2017 la primera convocatoria de ayudas de la pobreza energética

Además, el Gobierno regional aumentará en un 44 por 100 las ayudas a la eficiencia energética, al añadir un nuevo sector a incentivar, como es el de la edificación pública local

José Luis Cabezas, director general de Industria.

El Gobierno regional aumentará en un 44 por 100 las ayudas a la eficiencia energética, al añadir un nuevo sector a incentivar, como es el de la edificación pública local, y lanzará la primera convocatoria para la pobreza energética.

Así lo ha adelantado esta mañana el director general de Industria, Energía y Minas, José Luis Cabezas, durante su visita, con motivo de la celebración del Día Mundial de la Energía a Novés (Toledo), un pueblo que ha cambiado precisamente toda su luminaria pública acogiéndose a la citada convocatoria 2016, con lo que ha conseguido ahorrar 8.000 euros al año en la factura de la luz.

Cabezas, que ha estado acompañado por el alcalde de Novés, José Hernández, ha resaltado que, “para el Gobierno regional la eficiencia energética es un asunto prioritario, por lo que comprobar cómo hay localidades para las que también es fundamental, como ésta, es muy satisfactorio y sólo puedo felicitarles por la iniciativa”.

El titular de Industria ha señalado que “la eficiencia energética no sólo consiste en facilitar el acceso a las últimas tecnologías, sino en saber emplear y administrar los recursos energéticos disponibles de un modo racional y ágil, algo que requiere optimizar los procesos de gestión de la energía”.

En este sentido, ha instado a todas las instituciones, ciudadanos y empresas a trabajar en esta senda de la eficiencia energética y de la producción de energías renovables”.

Y ha recordado que el Ejecutivo regional ya sacó el pasado año cuatro órdenes, una de ellas para fomentar la compra de vehículos eléctricos y a gas, otra para impulsar el uso de las energías renovables (fotovoltaica, fotovoltaica mixta eólica, biomasa y geotermia) y el autoconsumo, una para la sustitución de ventanas y calderas, así como una cuarta línea que contempla el ahorro y la eficiencia en ayuntamientos y pymes, de la que, precisamente, se ha beneficiado el ayuntamiento de Novés.

En este contexto, ha anunciado que, en este año 2017, habrá una primera convocatoria de ayudas a familias destinada a combatir la pobreza energética, que pondrá a disposición de personas con pocos recursos la sustitución de la iluminación, el sistema de calefacción, o la envolvente térmica del edificio, “con lo que perseguimos facilitarles el ahorro, al tiempo que mejoramos la eficiencia energética y el medio ambiente”, como ha apostillado.

Con motivo de la celebración del Día Mundial de la Eficiencia Energética, el director general ha recordado que “el modelo energético basado en el uso del carbón y del petróleo está llegando a su fin” y que “las excesivas emisiones de CO2 y de partículas NOx y SOx, además de producir un sobrecalentamiento de nuestro planeta, que altera las condiciones de vida de toda la naturaleza en su conjunto, está originando un aumento extraordinario de enfermedades respiratorias en todos los ciudadanos, especialmente en aquellos que viven en las grandes ciudades”.

Por todo ello, ha señalado que “nos encontramos ante un cambio de modelo energético, basado en la implantación y usos de energías renovables, que tienen su origen en el sol, el viento, el agua, la geotermia, el hidrógeno, por lo que consumir menos energía, reducir la emisiones de gases de efecto invernadero y producir más energía renovable, son objetivos que la comunidad internacional se ha marcado como prioritarios”.

Además ha destacado que “en Castilla-La Mancha se produce el doble de energía eléctrica de la necesitamos, unos 22000 GW/h, cuyos excedentes se exportan a las comunidades autónomas vecinas, especialmente a Madrid y, en torno al 50 por 100 de todo lo producido es de origen renovable”.

Y, en este punto, ha resaltado que, en el Pacto por la Recuperación Económica firmado por el Gobierno con los agentes sociales, se incluye el compromiso de impulsar el cambio de modelo energético basado en las energías renovables, “haciendo de Castilla La Mancha una de las primeras de España en esta materia, razón por la que se está trabajando en una Estrategia Energética con horizonte 2030, que recoja todos los retos en materia de energías renovables”.