Programa gastronómico

"Los sabores del Quijote" recorrerán siete municipios de Ciudad Real a partir del 11 de marzo

Entre marzo y diciembre las localidades de Piedrabuena, Herencia, Malagón, Santa Cruz de Mudela y Miguelturra y Argamasilla de Alba ofrecerán propuestas gastronómicas para disfrutar de sus productos autóctonos

Grupo de participantes de la edición 2017 de Sabores del Quijote recibe sus placas conmemorati

Los Sabores del Quijote” celebra este año su segunda edición, tras el “éxito” cosechado por la primera, en siete localidades ciudadrealeñas, con el objetivo de promocionar la gastronomía autóctona de la zona y convertirla en uno de los atractivos turísticos de la provincia.

Así lo ha avanzado el presidente de la Diputación, José Manuel Caballero, iniciativa que recibe el apoyo de los ayuntamientos y la asociación provincial de hosteleros.

Caza mayor y menor, queso, judías y cordero; los ingredientes de “Los sabores del Quijote”

Una iniciativa que comenzará en Piedrabuena los días 11 y 12 de marzo y en el que se promocionará los productos gastronómicos elaborados con caza mayor. Herencia y el queso tendrán su turno los días 21y 22 de abril, y el 12 y 13 de mayo en Almadén se podrá disfrutar del guarrillo.

Los amantes de la judía pinesa tendrán una cita en Malagón los días 6 y 7 de octubre. Santa Cruz de Mudela presentarán platos elaborados con caza menor el 27 y 28 de octubre y en Miguelturra el protagonista será el cordero los días 17 y 18 de noviembre.

Cerrará la cita de este año la degustación de platos de el Quijote que tendrá lugar en Argamasilla de Alba el 1 y 2 de diciembre.

Durante la presentación de esta iniciativa, Caballero ha destacado la importancia que tiene para la provincia el sector hostelero y su papel clave para potenciar el turismo como uno de los principales motores económico y de empleo de la provincia.

Impulso al sector hostelero que representa el 7,5 por 100 de PIB en la provincia

El presidente de la Diputación ha apuntado como este sector supone un 7,5 por ciento del PIB provincial y que el reto es conseguir que suponga un 10 por ciento de este en 2020. Por esta razón, ha apuntado Caballero, es importante realizar actividades como esta en cuya edición de 2017 participaron 15.000 personas, dando visibilidad a un sector en el que el “buen trato al producto y al cliente” es su seña de identidad.

Por este “buen hacer” la Diputación ha querido entregar un reconocimiento a todos los establecimientos participantes el pasado año. Además de una placa conmemorativa, se les ha entregado una pegatina que les acredita como participantes con la pretensión de crear “una especie de distintivo de calidad” que sirva a la hora de la promoción turística de la zona. La edición anterior se desarrolló en las localidades de Piedrabuena, Manzanares, Argamasilla de Calatrava, Chillón, Castellar de Santiago, Bolaños de Calatrava y Tomelloso

El año pasado participaron en las jorandas 15.000 personas y los establecimientos participantes han recibido una placa conmemorativa

Por su parte, el presidente de los hosteleros a nivel provincial, José Crespo, ha asegurado que aunque la situación ha mejorado en los últimos tiempos una iniciativa cómo está puede ser el “espaldarazo” que necesita el sector. Además ha hecho varias peticiones al presidente de la Diputación, como apoyo en la formación y a la renovación de los negocios y el reto de que “estos mensajes gastronómicos puedan ser fuera de la provincia”.

Finalmente Luis Alberto Lara, en nombre de las Asociaciones de Acción local y los ayuntamientos participantes, ha apuntado a la importancia de eventos como estos para visibilizar la labor que desarrollan estos grupos.