El ascenso, al fin

1-2: El Villarrobledo sufrió hasta el final pero remontó la derrota de la ida y ya es equipo de 2ªB

Los dos goles de Nacho Huertas fueron al final decisivos; el partido tuvo de todo: un gol anulado a los visitantes muy polémico, la expulsión del local Pelayo y un tanto anulado al gallego Saha en el segundo tiempo

Poco antes de empezar el partido entre el Lealtad y el Villarrobledo Foto - CD Lealtad

El Villarrobledo logró el ansiado ascenso a Segunda División B tras ganar por 1-2 en el campo del CD Lealtad, que llevaba ventaja de un 0-1 en la ida.

El jugador más determinante de los rojillos, Nacho Huertas, que cuando está enchufado es determinante, fue el héroe de los albaceteños.

Huertas ya adelantó a los visitantes en la primera parte, en el minuto 31. Con la zurda, de rosca, su definición, tras tropezar en la base del palo, entró. Golazo y la ilusión del Villarrobledo, intacta.

El Villarrobledo, la gloria

Y eso que antes el árbitro anuló un gol del Villarrobledo por un supuesto fuera de juego, que no lo pareció. Con 0-1 se llegó al descanso. El partido lo controlaba a la perfección.

Como lo seguía haciendo en el segundo tiempo, cuando llegó el segundo tanto de Huertas. Sufriría el Villarrobledo, ya que llegaría el tanto del Lealtad tras un balón bombeado, que transformaría Saha, una pesadilla para los forasteros (tuvo una buena ocasión poco después). Pudo haber sido falta sobre el portero.

El partido se le ponía bien al Villarrobledo cuando el árbitro echó a Pelayo por roja directa (minuto 68).

¡Qué manera de sufrir!, ya que Saha, la pesadilla del Villarobledo, marcó, pero el tanto anulado por un ajustado fuera de juego. El polémico arbitraje dio de sí la decisión de seis minutos de descuento, cuando el partido no dio tanto de sí.

Al final del descuento, la tuvo Calero para ampliar la ventaja, pero no marcó.