Ignacio Villa, director general de RTVCM

"Yo no he recibido ningún encargo de privatizar el ente, sino de hacerlo viable y rentable"

"Esta comunidad, por sus características, necesita, desde el punto de vista social y mediático, una televisión y una radio públicas"

“Sigo siendo periodista, lo vivo todo con la misma intensidad y la misma fuerza. No me es indiferente que entre mal un corte o un rótulo”. Así habla el periodista más poderoso e influyente de Castilla-La Mancha, Ignacio Villa, director general de Radiotelevisión Castilla-La Mancha, el ente público que el Gobierno de María Dolores de Cospedal prometió privatizar para ahorrar costes a las arcas públicas y que él tiene que hacer rentable y viable. Proclama que hay muchas maneras de ahorrar costes sin recortar la plantilla, un activo de la casa que está a salvo. Baste un ejemplo: una semana de televisión ha pasado de costar 333.000 euros a 175.000, una cifra que habla por sí misma de lo que se hacía y del margen que había para ahorrar.
En siete meses ha conseguido que los espacios informativos ocupen un papel protagonista en un medio en el que se llevaba el tan cuestionado estilo del “Tal como semos”, como se le conocía popularmente.
Nacho Villa ha cambiado fondo y forma a los informativos de RCM y CMT, ha abierto las tertulias a todos los medios y periodistas de la región y ha entrevistado a todo el mundo, una práctica desconocida en la radio y la tele de su predecesor. Sus primeros nombramientos en las distintas áreas de la radio y la televisión públicas fueron bien acogidos. Sin embargo, la destitución de su primera directora de informativos, Patricia Morales -sobre la que se deshace en elogios-, ha abierto algunas especulaciones que él niega tajantemente: no hay cambio de línea informativa.
Veterano, curtido, amable, no tuerce el gesto ante ninguna pregunta, las mismas que haría él, reconoce en algunos momentos de la entrevista. Dice que la independencia no la garantiza el medio, sino el periodista. Y que en prensa escrita, radio o televisión, el que vale, vale y es bueno en todos los medios.

El día que se hace esta entrevista se espera una concentración en las puertas de la tele por dos despidos de directivos de la etapa anterior, pero nada en su gesto o en su tono parece revelar inquietud. Ve en Castilla-La Mancha una comunidad magnífica y con futuro a la que le falta autoestima y piensa que aquí los medios de comunicación han dependido demasiado del poder político, un fenómeno que da por terminado y que asegura acabará revitalizándolos.

Ahora que conoce las dos caras de la moneda mediática, ¿dónde diría que puede ejercer más independientemente un periodista, en la empresa pública o en la privada?

Cada empresa tiene sus características, pero yo creo que la independencia no está en la empresa, sino en el periodista. Yo me he sentido muy independiente en mis trabajos anteriores y me siento muy independiente dirigiendo una empresa pública. Quien tiene la última palabra y quien tiene que marcar ese punto de independencia siempre es el periodista.

¿Dónde creía que venía, antes de conocer RTVCM? ¿Cuál es su opinión hoy?

Pensaba que venía donde he llegado, a un ente público con una radio con una gran cobertura en toda la comunidad y con una televisión también con mucha presencia y una implantación consolidada después de 10 años. De todas formas, más que mirar al pasado, quiero llevar a cabo mi proyecto de futuro. Hemos conseguido duplicar la audiencia de la radio en escasamente mes y medio. Creo que tenemos capacidad, el tiempo lo dirá, de convertir a Radiotelevisión Castilla-La Mancha en la referencia radiofónica de esta comunidad autónoma; de hecho ya hay franjas en las que somos líderes absolutos. Respecto a la televisión, estamos en un momento en el que hay que rediseñar la televisión pública, tenemos que hacerla cercana y que cuente las cosas que interesen a los castellano-manchegos. Yo no compito con Tele 5 o Antena 3, lo que quiero es que cuando los castellano-manchegos enciendan la televisión para saber lo que pasa en su comunidad autónoma, enciendan Televisión Castilla-La Mancha.

Austeridad, pluralidad y un ente con las puertas abiertas fueron sus compromisos al tomar posesión. ¿Qué grado de cumplimiento se concede?

Yo creo que el 100 por 100. Esta televisión se ha convertido en la televisión de todos los castellano-manchegos. Por primera vez, en 10 años, tiene dos tertulias diarias abiertas a todos los medios de comunicación y a todas las opiniones. Hemos entrevistado a todas las fuerzas políticas, sociales y económicas y hemos conseguido en tres meses que la pluralidad sea el sello de esta televisión. Rigor en la información y pluralidad en la opinión son los dos pilares básicos, que se han conseguido y hay que seguir trabajando en ellos.

“HACER UNA TELEVISIÓN SECTARIA ES CONTRAPRODUCENTE”

El PSOE no comparte que se haya conseguido el objetivo de pluralidad. Especialmente en la campaña de las elecciones generales. ¿Qué relación hay con el partido de la oposición?

La relación es correcta, como no podía ser de otra manera. Surgió una polémica, en mi opinión irreal e inconsistente, típica de campaña electoral y a la que no le quiero dar más importancia. Dijeron que no habíamos dado un tratamiento correcto al mitin del candidato Rubalcaba en Toledo. Los datos confirman que sí y el minutado revela que la presencia de Rubalcaba en la provincia de Toledo tuvo más del doble que la de Mariano Rajoy en esta misma provincia. Otra cosa es que yo creo que ese reparto de tiempos, que se hizo en la Transición, es muy trasnochado. Pero por aquí han pasado todos; el señor Barreda, el señor Caballero, la señora Padilla, el alcalde de Valdepeñas, el presidente de la Diputación de Ciudad Real… Todos. Y cuando en la campaña electoral, al Partido Socialista le interesaba que en su tramo electoral saliera algún mitin concreto del señor Barreda o del señor Bono, así lo hemos hecho. Hacer una televisión sectaria es contraproducente para la sociedad castellano-manchega y para la convivencia.

¿Es real o es un mito la presión del Gobierno sobre los contenidos informativos en los medios públicos?

En mi caso es inexistente, no tengo ninguna presión del poder político. No he recibido ninguna presión sobre los contenidos informativos en ningún momento.

Es, por lo tanto, dueño y señor de cada nombramiento, cada destitución y cada noticia.

Sí, sí; es así.

“YO NO HARÍA SÁLVAME O LA NORIA”

En cuanto a audiencias, le ha dado más alegrías la radio que le televisión, que ha bajado.

No, no; eso es como un latiguillo. Yo me he planteado hacer una televisión no basada exclusivamente en el entretenimiento, entre otras cosas porque en un momento como éste sería un insulto para el contribuyente gastar un dinero que no tenemos en un entretenimiento que, hoy por hoy, cuesta muy caro. Hemos asentado algo que no había en esta casa, que es el tramo informativo matinal; el informativo de las dos es líder en la comunidad; el de las ocho de la tarde está ya con registro de dos dígitos, que nunca se habían conseguido en esta casa. Hace unos días hemos puesto en marcha un informativo diario sobre el campo que, desde el primer momento, está teniendo unos resultados excelentes. El informativo deportivo “La Cancha” supera a toda la competencia directa en esta comunidad.

¿Hay cambios de programación a la vista?

Sí, estamos fabricando una nueva programación.

¿Cómo quedará la parrilla?

El matinal está muy asentado y lo vamos a seguir asentando con nuevas incorporaciones. “El patio”, que es el magazine de la mañana, le vamos a dar una vuelta y convertirlo en una tertulia diaria de asuntos sociales, sucesos, corazón… Quiero que a mediodía haya otro informativo agrario. El tramo de la tarde, con el western, funciona muy bien. Desde este lunes la tertulia “Y, ¿usted qué opina?” será diaria, de 50 minutos. En el prime time vamos a empezar esta semana una programa sobre los pueblos de la comunidad de menos de 100 habitantes, es un docushow. El martes de la próxima semana comienza un programa nuevo, “Tentadero”, para contar cómo los toreros y novilleros preparan la temporada. Tenemos en marcha más proyectos, que no desvelaré del todo, pero sí diré que repasaremos las grandes bandas de la comunidad. Los fines de semana estamos apostando por el fútbol regional, con buenos resultados de audiencia. Mantenemos “A tu vera”, que sigue siendo récord de audiencia semana tras semana. Y hemos puesto en marcha “La tarde contigo” para contar lo que está pasando en la comunidad, pero más centrado en lo social, el folclore, las costumbres… Tenemos la misma audiencia que teníamos el año pasado, pero la televisión va muy rápido y hay que ir cambiando continuamente.

¿Hay algunas zonas especialmente receptivas o impermeables a los contenidos de RTVCM?

Hay que ser conscientes de que Guadalajara ha recibido mucho ciudadano madrileño que, por lo tanto, tiene una querencia a saber qué pasa en Madrid. Es una comunidad extensa, pero no es una cuestión de permeabilidad o no, sino de encontrar productos que interesen igual a una señora que vive en Oropesa que a una que vive en Tomelloso. Desde ese punto de vista, la televisión en Castilla-La Mancha es un reto y es apasionante. Y ahí la radio y la televisión públicas tienen un papel vertebrador muy importante, por encima de una décima más o una décima menos. Tenemos los mismos espectadores que hace un año, pero a veces los porcentajes disminuyen porque el reparto de la tarta es mayor. Es un dato muy significativo que el último trimestre de 2011 ha sido en el que las televisiones privadas y también la pública nacional se han gastado más dinero en estrenos. Nunca antes en una semana había habido cuatros estrenos como “Águila roja”, “Cuéntame…”, Champion´s, José Mota.  Y luego hay televisiones privadas que tienen una programación barata, que no critico, porque cada uno hace lo quiere en su casa, pero que nosotros no podemos hacer; me refiero a programas como “Sálvame” o “La noria”.

¿Los haría si pudiera?

Yo no lo haría, pero lo respeto. Y no discuto que la televisión privada haga eso, pero sé que una televisión pública no lo puede hacer. Tengo muy claro que no voy a conseguir audiencia a cualquier precio.

“EN NINGÚN CASO LA VIABILIDAD PASA POR REDUCIR LA PLANTILLA”

Le han encargado adelgazar el ente público para su privatización, una decisión que no le gusta a la plantilla. ¿Cómo es el ambiente, en ese sentido?

Si de alguna manera he recibido un encargo es el de hacer rentable esta televisión, hasta ahí puedo leer… Yo quiero hacer rentable esta televisión, desde el punto de vista de la audiencia, publicitario y de optimización de recursos. Quiero dejar muy claro que la plantilla de esta casa está bien redimensionada y que en ningún caso la viabilidad pasa por la reducción de plantilla. Si queremos hacer una televisión de calidad, cercana y con impacto social, donde tenemos que afinar más es en el producto que vendemos, en buscar recursos publicitarios y en evitar dispendios económicos que en otros momentos se han podido hacer.

Aún así, el coste de esta televisión aún la hace imposible de privatizar. Pero ésa es la promesa del Gobierno regional. ¿Cómo lo va a hacer en un momento en que es tan difícil subir ingresos?

Vamos a ver, yo no he recibido ningún encargo de privatizar esto, sino de hacerlo viable y rentable. Y creo que esta televisión es viable y rentable sin necesidad de tocar a la plantilla. Hay muchas maneras de ahorrar costes en la televisión. Antes se pagaba una corrida de toros por 70.000 euros, este año aún no las hemos negociado, pero no vamos a llegar a la mitad de lo de antes. Hay un dato rotundo y claro: antes de que yo llegara, una semana de esta televisión costaba 333.000 euros; ahora, 175.000. Hemos renovado la televisión, su imagen, creo que es mucho más moderna y creativa.

¿Trabaja con una fecha concreta o aproximada de privatización del ente?

A mí nadie me ha hablado de privatizar el ente público, nadie.

Es un objetivo anunciado por la propia presidenta de Castilla-La Mancha en el parlamento.

Primero hay que esperar a la nueva ley. A partir de ahí, el concepto privatizar tiene muchas variables. Puedes privatizar una serie de servicios, externalizar por ejemplo las delegaciones u otros servicios… Hay mil fórmulas.

¿Cree que veremos esta televisión privatizada en esta legislatura?

Es que yo creo que se mezclan ahí dos conceptos contradictorios. Una televisión autonómica no puede ser privatizada, puede cambiar el tipo de gestión, pero…

El término privatización es el que ha usado la presidenta para referirse a este asunto. Y falta una ley, pero, ¿trabaja con el calendario de privatizar, en el modelo que definitivamente se decida, RTVCM en esta legislatura?

Sobre mi mesa…

Sobre su mesa o sobre su conocimiento.

Yo no tengo conocimiento ni consciencia de plazos, ni de planes. Yo tengo conocimiento y consciencia de tres cuestiones. Primero, hacer una televisión autonómica viable y rentable; segundo, hacer una televisión moderna, atractiva, que se vea y que tenga influencia; y tercero, no está previsto desde ningún punto de vista, y eso se ha dicho en sede parlamentaria, que se vaya a tocar la plantilla de la televisión y la radio públicas. Y añado una posdata, creo que esta comunidad por sus características de amplitud, diversidad e historia, necesita, desde el punto de vista social y mediático, una televisión y una radio públicas, que ayuden a estructurar y a unir y a que los castellano-manchegos se sientan orgullosos de esta comunidad autónoma que, lo digo objetivamente y con conocimiento de causa, es una maravilla.

“YO QUIERO SER CONTROLADO Y QUE LO QUE HAGO SE CONOZCA Y SE SEPA”

¿Qué opina de las deudas y la plantilla gigantesca de televisiones como Canal Nou, Telemadrid o Canal Sur?

No me gustaría echar leña en platos ajenos, porque cada uno tenemos lo que tenemos y muchos de los que ahora mismo están dirigiendo esos entes públicos no son responsables de la situación a la que se ha llegado. Creo que la televisión autonómica, como concepto, tiene viabilidad y rentabilidad, pero sin volvernos locos.

Usted relató en las Cortes los presupuestos anteriores de esta casa, con cifras de gasto escandalosas para el sentido común. ¿Era mala gestión o alguien con responsabilidad se beneficiaba personalmente de esos contratos?

Yo leo hasta donde puedo leer. No esquivo la respuesta, pero he dicho que cuando tenga que hablar del pasado lo haré ante el Consejo de Administración o en sede parlamentaria. Lo que no voy a hacer, aunque yo también haría esa pregunta que tú haces, es airear historias del pasado fuera de los foros en los que tengo que hablar como director general.

Pero, ¿qué sensación le producía la lectura de aquellos datos e informes?

Mi sensación es que el reto que tengo por delante es todavía mayor. Pero de estos temas hablaré siempre en los foros que he dicho, no quiero remover historias que son temas muy sensibles fuera de los lugares donde creo que los tengo que hablar. Yo dije en las Cortes que quiero ser controlado, eso es una declaración de intenciones que el que quiera leer la letra pequeña, la puede leer. Yo quiero ser controlado y que todo lo que hago se conozca y se sepa.

LA DESTITUCIÓN DE PATRICIA MORALES

¿Qué le ha llevado a destituir a la jefa de Informativos, Patricia Morales, y a su número dos, Francisco Madinabeitia, seis meses después de nombrarles?

Tiene una explicación nítida y clara. Una redacción tiene que ser muy vital y moverse mucho y cada momento requiere unas personas determinadas por sus características o por la situación. Creo que Patricia Morales ha sido, lo he dicho públicamente y lo vuelvo a repetir, una excelente directora de informativos en un momento muy complicado de transición y en un grupo que no había conocido ningún movimiento de ningún tipo durante 10 años. Hacía falta que alguien de la casa estuviera al frente de ese departamento. El trabajo, quiero dejar constancia de ello, ha sido excelente. Ahora se han dado dos circunstancias; primero, la apuesta por una tertulia política diaria que ella hacía semanalmente y es una excelente editora y conductora de ese tipo de formato y quiero que se dedique a esa tertulia, independientemente de la audiencia, que me da igual, porque ya sé que competimos contra el informativo de Tele 5, Antena 3 y La Primera, quiero que los castellano-manchegos tengan un espacio de tertulia de análisis de la actualidad. También quiero que se dedique a un formato que nos ha ido muy bien cada vez que los hemos hecho, los programas especiales. Los programas electorales o la retransmisión de la investidura del presidente Rajoy tuvieron unas excelentes audiencias.

¿Los cambios de personas conllevarán variaciones de la línea informativa?

No. Ya digo que el planteamiento es que hemos terminado una etapa, tenemos que seguir con nuevos formatos y he pensado que ella lo hace muy bien. Y luego creo que es un momento en el que alguien fuera de la casa, que conoce otras televisiones, otras maneras de trabajar se incorpore al equipo con ideas nuevas, como es el caso de José Eduardo Medina, que ha estado trabajando en Bloomberg y en Efe Televisión. No hay cambio de línea editorial, es la de siempre: independencia, claridad, pluralidad y rigor a la hora de informar.

¿Son los primeros de una serie de cambios? ¿Afectará a otros niveles de responsabilidad en la Redacción o en otras áreas?

No tengo ningún cambio a la vista. La reorganización que José Eduardo Medina haga en Informativos es una cuestión suya. Lo que sí le digo es una cosa, cualquiera que haya trabajado conmigo lo sabe, yo no creo que un medio de comunicación tenga sillones fijos y uno sea para toda la vida el jefe de tal o el redactor de cual. Es bueno mover y que haya vitalidad.

“SE HA DEMOSTRADO QUE EN CASTILLA-LA MANCHA HAY DEMANDA DE UNA RADIO PÚBLICA”

La radio, que dirige Guillermo Vila, es la que más alegría le ha dado y eso que siempre se consideró la hermana pobre del ente.

Disgustos no me ha dado nadie, alegrías me han dado todos. Tengo que reconocer que la radio autonómica funciona muy bien. No ha sido una sorpresa, hicimos unas apuestas determinadas y está resultando muy bien. Pero yo en este tema soy siempre frío, las audiencias suben o bajan, lo importante es que el producto sea bueno. Lo que se está demostrando es que en Castilla-La Mancha hay una demanda de una radio pública real y convencional, que no sea solo música. Bajemos o subamos en el próximo EGM, el proyecto va a seguir siendo el mismo, porque creo que es el proyecto adecuado y la demanda existe.

También ha habido despidos que han armado mucho revuelo. ¿Son circunstanciales?

Vamos a ver, son dos directivos que habían ocupado puestos de responsabilidad en la época anterior y ha habido otros directivos que lógicamente han abandonado la casa en estos meses. Una cosa son los despidos de un trabajador de la casa, pero en estos dos casos estamos hablando de directivos. Cuando uno asume un puesto con un equipo de dirección determinado, asume también que cuando ese equipo cambie tú puedes cambiar. La gente que está trabajando conmigo en la dirección del ente público, es consciente de que el día que yo deje de ser director general, lógicamente podrán prescindir de ellos.

¿Qué actitud se ha encontrado en la gente que ocupaba responsabilidades intermedias antes y ahora ya no?

La actitud que me encontrado en esta casa es la de unos grandes profesionales con ganas de hacer bien las cosas y de hacer una televisión más moderna, nueva, cercana y una referencia en Castilla-La Mancha y eso no se consigue ni en dos, ni en tres, ni en cuatro meses. Me he encontrado que hay gente que por el rechazo al Gobierno anterior, o a cómo se contaban las cosas antes o a la programación anterior no es que no vieran la tele autonómica, es que no la tenían ni sintonizada.

¿Qué enseña la tele a un profesional de otro medio?

Que al final todo es lo mismo. Cada vez soy más escéptico a que haya un profesional tipo en televisión, en prensa o en radio. Los tiempos son distintos y los mecanismos también, pero el que sabe ser un buen periodista en radio o en prensa escrita lo es también en televisión.   

¿Le sigue hirviendo la sangre con la información?

Sí. Es más, yo no quiero ser un director general que se dedique a ir a presentación de libros y a cócteles, sino un director general que vive la televisión. Como ve, tengo encendidos 11 televisores en este despacho, en el que paso 12 o 14 horas diarias. Sé qué estamos dando en cada minuto y cojo el teléfono para decir lo que pienso.

“CASTILLA-LA MANCHA NECESITA AUTOESTIMA”

¿Qué radiografía hace de Castilla-La Mancha?

La conocía por motivos personales y familiares. Para mí, lo digo sin ninguna connotación de complacencia, es una comunidad deslumbrante, con un gran futuro y una riqueza humana exuberante. Y con una consistencia empresarial mucho mayor de lo que algunas veces los propios castellano-manchegos se creen. Creo que Castilla-La Mancha necesita una dosis de autoestima. Es cierto que la herencia recibida es económicamente lamentable, pero esta comunidad autónoma tiene mucho futuro, mucha fuerza y unas raíces sociales, culturales y económicas tremendas.

¿Qué opinión tiene de los medios de comunicación en esta comunidad autónoma?

Creo que durante mucho tiempo los medios de comunicación aquí han tenido una dependencia del poder, en muchos casos económica. Esa dependencia con el nuevo Gobierno se ha roto.

Por inanición, entre otras cosas, ¿no?

Y por convicción. Un medio de comunicación no puede vivir de la subvención, sea público o privado. No creo que sea un problema de que el actual Gobierno no tenga dinero para subvencionar a los medios, yo lo que creo es que existe la convicción de que los medios de comunicación no pueden ser subvencionados por el poder.  Eso facilita una mayor independencia de los medios y creo que en muy poco tiempo se va a percibir una revitalización. También pienso que esa subvención del pasado había provocado una oferta desproporcionada de periódicos, radios y televisiones, locales y regionales. Había un cierta burbuja mediática y eso tiene que ir reajustándose, sin ir en detrimento de la pluralidad tiene que redimensionarse.

“COSPEDAL ES LA POLÍTICA DE ESPAÑA CON MÁS FUTURO”

¿Qué se le ocurre si le pregunto por…?

Mariano Rajoy. El ejemplo de la constancia en la política y de la eficacia en la gestión. Creo que va a sorprender por su cercanía a las personas.

Soraya Sáenz de Santamaría. Una política con una gran proyección. Llegó con muchos interrogantes como portavoz del Partido Popular en el Congreso y las ha ido despejando con mucho trabajo y verdadera consistencia política. Ha demostrado que es muy eficaz y ha sabido colocarse en un lugar de privilegio a la hora de gobernar España.

Alfredo Pérez Rubalcaba. Nadie duda de que es un político de raza y tienen más vidas que un gato, según dicen. Creo que es un error que se haya presentado a la Secretaría General, se tendría que haber retirado, es un remiendo que hace el Partido Socialista. Creo que tendrían que haber hecho una apuesta más arriesgada en el Congreso Federal, igual que en su día Zapatero fue una apuesta arriesgada.

Carmen Chacón. Es una política que lo ha tenido todo, quizá todo la ha llegado antes de tiempo. Tiene futuro, no me cabe la menor duda, pero tiene que saber medir bien sus pasos. Creo que cada paso que dé a partir de ahora es mucho más complicado que si no hubiera tenido nada.

María Dolores de Cospedal. Creo que es la política de España con más futuro, ha demostrado capacidad mediática y de transmisión de ideas como yo no había visto en mucho tiempo y creo que hay que poner a su favor su gestión como secretaria general del PP. Llegó en un momento muy difícil y en menos de cuatro años le ha dado la vuelta al partido. Parte del mérito de los resultados electorales se les da a los secretarios generales del partido; por lo tanto, hay que ponerla como una de las piezas claves en los resultados autonómicos, municipales y generales.

José María Barreda. Es pasado. Su gestión no solo la critican el PP y los ciudadanos, la critica el propio Partido Socialista y creo que lo mejor que puede hacer es quedarse tranquilo en el Congreso, presidir la Comisión de Radiotelevisión y saber que su época en la primera línea de la política ha terminado.

José Bono. Podría decir muchas cosas de Bono, pero hago una pregunta: ¿qué va a hacer José Bono en el futuro?, yo no me creo que deje la política.

Vicente Tirado. Igual que pasa con la presidenta Cospedal como secretaria general del PP, tengo que decir que Vicente Tirado es quizá la gran referencia y el gran artífice de haber cohesionado un partido que hace cinco años no tenía esta fuerza. El trabajo diario, cotidiano, de pueblo en pueblo, del secretario regional ha provocado también los magníficos resultados electorales.

“PAGE TIENE QUE QUITARSE LA SOMBRA DE BONO”

Emiliano García-Page. Evidentemente es uno de los políticos socialistas con mayor futuro. Tiene que saber quitarse de encima la sombra de Bono, pero no le va a ser nada fácil fabricarse una personalidad distinta después de haber estado tantos años a su sombra. Creo que tiene que definirse y que es un error lo que ha hecho antes del Congreso Federal. Dentro de dos semanas puede encontrarse con que es alcalde de Toledo, senador y secretario general del PSOE de Castilla-La Mancha y eso al final le puede desfigurar. Lo tiene todo en la mano y precisamente por tenerlo todo se le puede escapar.

Leandro Esteban. Llevo muchos años haciendo información política y tengo que decir que no había encontrado hace tiempo a un parlamentario tan brillante como Leandro Esteban. La brillantez parlamentaria, dialéctica, la capacidad de reacción, de construir un discurso y de improvisación que tiene le colocan como uno de los grandes parlamentarios españoles. Como portavoz del Gobierno el efecto es el mismo y mi opinión es que su carrera política ha pasado al escaparate, después de muchos años en la cocina, y a partir de ahora cada cosa que haga va a tener una gran repercusión.

Marcial Marín. Yo creo que es un gran acierto de la presidenta nombrarle consejero de Educación. Como ejemplo, que todas las iniciativas que ha tomado el Gobierno de Mariano Rajoy son propuestas que se habían hecho desde aquí antes o simultáneamente.

Ignacio Echániz. Le ha tocado la patata más caliente y creo que lo está conduciendo con eficacia. Me parece que ha buscado el perfil político adecuado, que no es el de estar expuesto políticamente, sino que está en una Consejería donde tiene que trabajar diariamente y aunque no se den titulares, en muy poco tiempo se verán los resultados.

Carmen Casero. Acierto pleno por parte de la presidenta Cospedal. Decisiones importantes de ahorro que ha tenido que tomar este Gobierno necesitan una persona que las explique con claridad, valentía y de forma permanente. Creo que la nueva consejera de Economía y Empleo es la cara que necesitaba el Gobierno para explicar su gestión en un terreno tan complicado. Estos primeros días como consejera está cumpliendo a la perfección ese papel. Los ciudadanos necesitan alguien que dé tranquilidad y confianza y creo que lo está consiguiendo.

Marisa Soriano. Cada vez que viene a una entrevista en la televisión, la audiencia se dispara, porque estamos en una comunidad donde todas las cuestiones agrarias interesan, pero también porque tiene una capacidad pedagógica de explicar las cosas fantástica, de tranquilizar y de llegar a los ciudadanos.

Arturo Romaní. Es la Consejería más técnica, es un trabajo duro, complicado, a veces hostil, incómodo, pero absolutamente imprescindible.

Marta García de la Calzada. Ha sabido reconducir el inconveniente de que ahora mismo falta liquidez para la inversión para encontrar otros nichos de trabajo, como la vivienda, mejora de algunas infraestructuras…

Jesús Labrador. Creo que ha sido una excelente decisión su nombramiento como delegado del Gobierno, un cargo político de Primera División. Creo que va a ser un excelente delegado del Gobierno, es un político constante, insistente en sus objetivos y que no busca para nada un protagonismo fuera de sitio.

Máximo Díaz-Cano. Yo creo que no ha terminado su carrera política, ni mucho menos. Teóricamente ha sido el alma mater de la candidatura de Carmen Chacón y yo creo que hay que tenerle en la lista de futuros dirigentes del PSOE con peso específico, tanto en la comunidad como a nivel nacional.

Ángel Nicolás. Me he encontrado con que es una referencia obligada en lo empresarial, creo que tiene mucho peso y también lo tiene en la CEOE. Es un excelente representante y defensor de los intereses de los empresarios de Castilla-La Mancha aquí y fuera de aquí.

Fernando Jerez. El tejido empresarial de esta comunidad, como he dicho antes, es muy importante, mucho más de lo que los ciudadanos a veces creen y él es una de esas cabezas visibles. Creo que tanto él como Ángel Nicolás serían dos de los encargados de revitalizar esa autoestima de Castilla-La Mancha que viene también por lo económico y lo empresarial.

“GIL, MÁS CERCA DEL PERFIL DE POLÍTICO QUE DE SINDICALISTA”

José Luis Gil. He tratado a sindicalistas como Toxo, Cándido Méndez, Antonio Gutiérrez… Y creo que José Luis Gil es un perfil más cerca del político que del sindicalista. Yo veo en él un personaje que tiene aspiraciones políticas y que acabará en la política.

Carlos Pedrosa. No ha tenido un trabajo fácil, porque sus relaciones con el presidente anterior no eran las mejores y creo que ahora empieza su momento.

Juan Pinilla. Tiene el mérito de haber convertido a este sindicato en la referencia mayoritaria donde por naturaleza tendría que haberlo sido la UGT. Eso lo dice todo a favor de su persona.