Durante la presentación del Plan de Podemos

La continuidad o no de Molina, su feeling con Page, susto o muerte, el "Salsa Rosa" político…

El secretario general de Podemos Castilla-La Mancha, José García Molina, ha indicado hoy que el trato que tiene con el presidente de la comunidad autónoma, el socialista Emiliano García-Page, “es escaso, me veo muy poco y hablo muy poco, de pasada… Hablo más con el presidente de las Cortes (Jesús Fernández Vaquero), pero el trato con Page es cordial, igual que con Tirado (Vicente, secretario general del PP CLM) y con otros diputados, o con el vicepresidente (José Luis Martínez Guijarro).

José García Molina, secretario general de Podemos Castilla-La Mancha; junto a María Díaz, secretaria de Organización.

Respondía de esta forma, durante la presentación del Plan de Podemos y que consideran fundamental que el PSOE se lo acepte para aprobar los Presupuestos regionales de 2017, a la pregunta formulada por encastillalamancha.es sobre si había mucho feeling o no con Page y cuál era el trato que mantenían.

“TRAS LAS ELECCIONES TENÍAMOS QUE ELEGIR ENTRE SUSTO Y MUERTE, ENTRE LO MALO Y LO PEOR, ENTRE EL PSOE Y EL PP”

“Ni hay feeling ni deja de haberlo, somos gente civilizada e intentas tener una relación cordial, pero nosotros no hemos venido aquí a hacer amigos”.

También ha hecho un resumen de lo que ha sido la irrupción de su formación en la política regional tras las elecciones de mayo de 2015; y ha recalcado que “por primera vez no iba a ver un rodillo de mayoría absoluta, lo que nos ponía en un lugar privilegiado. Teníamos que elegir entre susto y muerte, entre lo malo y lo peor… Lo peor era el PP, quienes entienden la política como los negocios, que suelen favorecer a los ya favorecidos; y lo malo o el susto era el PSOE, que había ido perdiendo sus principios y valores”.

Por lo que, ha querido dejar claro, “el planteamiento no era si íbamos con el PSOE o con el PP, porque Podemos no es socio de nadie, vinimos a hacer una cosa bien diferente”.

“YA NO VIVIMOS EN LA CASTILLA-LA MANCHA DE BONO NI EN LA DE COSPEDAL, HAY QUE DAR PASOS PARA DEJAR ATRÁS AMBAS ETAPAS”

Molina ha recalcado que “ya no vivimos en la Castilla-La Mancha de Bono ni en la Castilla-La Mancha de Cospedal, hay que dar pasos decisivos para dejar atrás ambas etapas. Porque algunos del Gobierno y del PSOE quieren volver a la Castilla-La Mancha de Bono, algo que pasó hace ya mucho tiempo y que no creo que sea bueno retomar. Y las políticas de Cospedal fueron lesivas”.

También ha mandado un recado a Page, “su discurso se asemeja en muchas ocasiones al del PP en cómo entiende el país y las políticas sociales”.

“HEMOS EMPEZADO A HACER DE LA POLÍTICA UN SALSA ROSA, TENEMOS QUE HABLAR DE POLÍTICA Y NO DE LOS PARTIDOS Y DE SI SE LLEVAN BIEN O MAL”

Como quiera que ha sido preguntado sobre su relación con su compañero en las Cortes regionales, el también diputado de Podemos David Llorente, y el motivo de por qué no había estado en la presentación del Plan, Molina ha indicado que durante este último año “se ha hablado muchísimo de los partidos y de si se llevan bien o mal (las personas), hemos empezado a hacer de la política un Salsa Rosa, tenemos que hablar de política, me parece una mala noticia para la política y para la prensa política”. Pero no ha aclarado si Llorente ha participado o no en la elaboración del Plan.

Y respecto a su relación con el propio Llorente, “nos tenemos que repartir muchísimo el trabajo con gente voluntaria o amigos a los que robas energías”.

“SI SIGUE EL PROYECTO DE FRATERNIDAD Y DE EMANCIPACIÓN DE PODEMOS, ESTARÉ ENCANTADO DE SEGUIR; SI NO, VOLVERÉ A LA UNIVERSIDAD A HACER INVESTIGACIÓN”

Por último, Molina ha hablado de si seguirá o no en su cargo de secretario general de Podemos CLM, asegurando que su continuidad “depende de las políticas que se hagan en CLM, si sigue un proyecto de fraternidad y emancipación yo estaré encantado de seguir; pero si eso cambia volveré a la Universidad a hacer investigación”.