El 37 por 100 ya están tramitadas

Más de 9.400 castellano-manchegos han solicitado las ayudas para pagar el alquiler

Más de 9.000 solicitudes para las ayudas a pagar el alquiler de las viviendas se han presentado en Castilla-La Mancha. Así lo ha confirmado la consejera de Fomento, Elena de la Cruz, que también ha informado de que 3.500 de ellas (un 37 por 100) ya están tramitadas.

La consejera de Fomento, Elena de la Cruz, en la oficina del Servicio de Vivienda de la Dlegación de la Junta en Talavera.

La consejera ha visitado en la mañana del miércoles el Servicio de Vivienda de la Delegación de la Junta en Talavera, y allí ha informado de que en la Comisión Sectorial de Vivienda del Ministerio de Fomento el Gobierno regional solicitó que a partir de la convocatoria 2018 se puedan otorgar ayudas directas “de manera inmediata” para atender casos de extrema necesidad, sin que las personas que las necesiten tengan que esperar a que se resuelva el proceso, como sucede en la actualidad.

En cuanto al número de solicitudes para esta convocatoria, Toledo es la provincia que más acumula con 2.600, de las cuales 467 pertenecen a la oficina de Talavera que ha visitado hoy la consejera.

A lo largo de diciembre, 7.000 nuevas peticiones han sido presentadas, que sumadas a las 2.452 que he produjeron en las primeras semanas de la aprobación de la convocatoria, hacen un total de más de 9.400 solicitudes.

De la Cruz ha querido agradecer a los funcionarios de la región su esfuerzo para tramitar una “avalancha de solicitudes”, lo que ha considerado como reflejo de una política “sensible y social”.

Las ayudas pueden alcanzar el 40 por 100 de la renta de alquiler, con un máximo de 200 euros mensuales. El Gobierno regional va a invertir 4,3 millones de fondos propios, a lo que “con toda probabilidad” se sume un importe procedente del Ministerio de Fomento, aunque se desconoce todavía la cuantía, pero que desde la Consejería creen que se aproximará a los 8 millones. El Gobierno regional gestionó ayudas por importe de 6 millones de euros en 2016, alcanzando a 4.000 familias de Castilla-La Mancha. En 2015 se otorgaron 1.607 ayudas por importe de 3,3 millones de euros.