Emplean un simulador quirúrgico digital

Entornos virtuales para formar en el Hospital de Alcázar a los futuros oftalmólogos

Esta herramienta permite el entrenamiento en diversas técnicas quirúrgicas, algunas de gran complejidad, con un inmejorable nivel de realismo e interactividad

Servicio de Oftalmología del Hospital de Alcázar.

El Servicio de Oftalmología de la Gerencia de Atención Integrada de Alcázar de San Juan (Ciudad Real), dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam), pone a disposición de sus médicos residentes un simulador quirúrgico digital para completar su formación.

Esta tecnología recrea entornos virtuales tridimensionales que permiten el entrenamiento en diversas técnicas quirúrgicas, algunas de gran complejidad, con un inmejorable nivel de realismo e interactividad.

Según informa la Junta en una nota de prensa, el simulador evalúa de forma continua la precisión y eficacia de las maniobras quirúrgicas realizadas. Gracias a la simulación virtual, el médico en formación puede familiarizarse con el uso del microscopio quirúrgico y perfeccionar las técnicas quirúrgicas más novedosas.

Hay que recordar que la cirugía oftalmológica es muy compleja. Se realiza con un microscopio quirúrgico que proporciona los aumentos ópticos adecuados para intervenir las minúsculas estructuras oculares. En este tipo de cirugías es necesario utilizar las dos manos y los dos pies, pues hay que controlar con pedales constantemente el enfoque del microscopio y los instrumentos necesarios para operar como son el facoemulsificador, para operar cataratas, o el vitreotomo, para extraer el gel transparente que rellena la cavidad ocular.

Por eso, proporcionar una herramienta formativa para el aprendizaje de técnicas y maniobras en cirugía ocular supone, según ha indicado el jefe del Servicio de Oftalmología de la Gerencia de Alcázar de San Juan, Fernando González del Valle, “una gran ayuda para los jóvenes cirujanos”, todo ellos, en su opinión, “siempre muy bien adaptados al entorno digital”.

“Poder simular con enorme realismo una cirugía tantas veces como se quiera es un privilegio para los médicos internos residentes que formamos desde el año 2007. El simulador les permite perfeccionar la técnica, incidiendo directamente en la seguridad del paciente y favoreciendo que los resultados quirúrgicos sean los mejores”, ha explicado el doctor González del Valle.