Comisaría de Albacete

Detenidas dos personas que simulaban hacer cursos y que llegaron a defraudar 435.000 euros

Los investigadores tuvieron conocimiento de que una empresa estaba utilizando datos falsos para asignar cursos on line

Agentes de la Comisaría de Albacete han procedido a la detención de A. R. R., 33 años, y S. C. G., 34 años, vecinos de la capital, como presuntos autores de un delito de fraude a la seguridad social y otro de falsedad.

Los investigadores tuvieron conocimiento de que una empresa estaba utilizando datos falsos para asignar cursos de formación on line dirigidos a cualificar y especializar a trabajadores activos. Para ello usaba datos de otras personas y simulaban que realizaban los cursos.

Realizado el registro en la sede de la empresa, se intervino numerosa documentación y efectos que servían para desarrollar el entramado fraudulento.

Según informa la Delegación del Gobierno de Castilla-La Mancha en nota de prensa, la empresa de formación utilizaba empleados becados para el control de los cursos ofertados a trabajadores en activo cuya identidad era suplantada. También les instruía para que supieran proteger el procedimiento de eventuales controles oficiales. Estos becarios tenían instrucciones de la empresa para superar las pruebas finales del curso y acceder al título.

Dicha práctica irregular permitía a los empleadores de los trabajadores inscritos en cursos la obtención de una bonificación, a descontar de la cotización a la Seguridad Social, lo que hacía que algunos de los trabajadores se registraran en varios cursos. Esos empresarios recibían algún obsequio de la empresa de formación, como un equipo informático portátil, tablet, teléfono móvil, el pago de la cuota a la agencia española de protección de datos, tarjetas de visitas, un jamón…

Los cursos son ofertados dentro del programa de Formación Profesional para el Empleo de la administración pública en su doble vertiente de formación de empresas y del trabajador. El fraude a la Seguridad Social en concepto de bonificaciones indebidas de la cotización puede alcanzar los 435.000 euros desde el año 2012 hasta el 2016.

Los detenidos, administradores de la empresa, han sido puestos a disposición judicial.