Hay ocho detenidos

Entraron con la excusa de una encuesta pero golpearon, robaron y abusaron de la víctima

La Guardia Civil ha desarticulado a una banda criminal que realizada robos con violencia e intimidación en tres localidades de Albacete. Los detenidos son de Jorquera y Albacete capital, y de Villena (Alicante)

Una de las pruebas que recabó la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha desarticulado a un grupo criminal que se dedicaba a robar en viviendas de las localidades albaceteñas de Mahora, Almansa y Montealegre del Castillo. Ocho personas de entre 22 y 44 años han sido detenidas.

Según informa la Guardia Civil, se trata de robos con violencia e intimidación en viviendas habitadas, atribuyendo a los detenidos delitos de robo con violencia, lesiones, abusos sexuales, detención ilegal, receptación y ursurpación.

La operación “Goldrose” se ha saldado con estos ocho detenidos. Uno es vecino de Jorquera (Albacete), dos de Villena (Alicante) y el resto deAlbacete capital.

Entraron en la vivienda de Mahora con la para hacer una encuesta

Todo comenzó en mayo de 2017, cuando el grupo criminal perpetró un robo con violencia e intimidación sobre el inquilino de una vivienda en Mahora. A partir de ese momento se inició una investigación.

El afectado denunció los hechos y, en su testimonio, relató a los agentes que tres personas llamaron a su puerta para realizarle una encuesta. Tras abrirles, los delincuentes se abalanzaron sobre la víctima, causándole lesiones y hematomas en varias partes del cuerpo hasta que lograron inmovilizarle. Después le ataron a una silla y le introdujeron una prenda de ropa en la boca para que no pudiera gritar.

Dos de los tres individuos se pusieron a registrar la casa mientras el tercero vigilaba, amenazaba y golpeaba a la víctima, llegando a realizar abusos sexuales de la víctima. En la casa buscaron y robaron dinero, joyas y aparatos electrónicos.

Encerraron a la víctima para garantizar la huida

Para garantizar que podrían huir de la casa sin que la Policía les alcanzase, intentaron que la víctima no pudiese avisar. Para ello la encerraron en casa y tiraron las llaves del coche de la víctima al inodoro.

Hecho similares en Almansa y Montealegre

A raíz de estas informaciones, los investigadores de la Guardia Civil sentaron las bases en lo que se denominó operación “Golrose-Regodeo”, tras la comisión de otros robos con violencia e intimidación cometidos en Almansa y Montealegre del Castillo con idénticas características al que se venía investigando de Mahora.

En estos últimos robos, los autores, tras identificarse ante los moradores como policías accedieron a las viviendas con violencia, golpeando, maniatando y amordazando a sus víctimas para seguidamente sustraer dinero, joyas, teléfonos móviles y aparatos electrónicos. En uno de estos robos llegaron a causar lesiones a una de sus víctimas utilizando el cuchillo con el que previamente las amenazaban.

Dado que las averiguaciones iniciales apuntaban a que se trataba del mismo grupo de personas, los Equipos de Policía Judicial de la Guardia Civil de Villarrobledo y de Albacete comenzaron a trabajar de forma conjunta en la investigación.

Receptación de los objetos sustraídos en los robos

Gracias a las investigaciones se pudo conocer la identidad de los autores del robo, que finalmente fueron detenidos, al igual que otras personas, encargadas de receptar los objetos y joyas sustraídas en los robos. Estas últimas, además de la vinculación que tenían con los principales detenidos, se dedicaban a cometer otras estafas al obtener teléfonos de alta gama a través de contratos realizados con distintos operadores de telefonía móvil utilizando para ello las identidades de terceras personas sin su conocimiento.

Las diligencias instruidas, por los Equipos de Policía Judicial de la Guardia de Villarrobledo y Albacete, junto con las personas detenidas, fueron puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de la localidad albaceteña de Casas Ibáñez y el de guardia de Albacete.