Se encontraba en Génova de vacaciones

Un médico del Sescam huye de Italia tras ser reclamado por la justicia peruana

El facultativo peruano llegó en 1993 a España huyendo de la persecución por parte de autoridades de su país por haber dado asistencia sanitaria a uno de los miembros del grupo terrorista "Sendero Luminoso"; en nuestro país se le concedió asilo y posteriormente la nacionalidad

El programa Hoy por Hoy de la Cadena Ser ha mantenido una entrevista con Luis Enrique Paredes, un médico peruano que ejerce en el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (Sescam) en la provincia de Toledo y que cuenta con la nacionalidad española después de haber recibido asilo en España.

Según ha detallado la emisora en nota de prensa a raíz de la entrevista, Paredes llegó en 1993 a España huyendo de la persecución por parte de autoridades de su país por haber dado asistencia médica a uno de los miembros del grupo terrorista “Sendero Luminoso”. En España se le concedió asilo y posteriormente la nacionalidad.

En 2013 se llegó a rechazar una petición de extradición, pero en este 2019 y durante sus vacaciones familiares de verano en Génova (Italia), fue detenido por la Interpol.

Paredes ha pasado siete días de aislamiento en una cárcel italiana, tras lo que fue puesto en libertad condicional el viernes con las restricciones de no poder abandonar el país y presentarse en el juzgado periódicamente.

El facultativo explica que su estancia en Italia podría haberse demorado hasta cuatro meses, razón por la que ha decidido huir del país transalpino.

En la entrevista, Paredes detalló que lo que le ha llevado a darse a la fuga ha sido la necesidad de seguir trabajando para poder mantener a su mujer y a sus seis hijos. “Volveré cuando la justicia italiana me lo pida, pero mientras tanto, pido que me dejen seguir trabajando”, asegura.