Albacete y Cuenca

La tormenta de agua y granizo daña el 80 por 100 de los cultivos en La Manchuela

Agricultores y técnicos de Medio Ambiente están evaluando los daños y localidades como Cenizate van a pedir la declaración de zona catastrófica

La tromba de agua y granizo que en la tarde de ayer, domingo, cayó sobre la comarca de La Manchuela, entre las provincias de Albacete y Cuenca, ha afectado a más del 80 por 100 de la producción vitícola en localidades como Fuentealbilla, Golosalvo y Cenizate, en Albacete, o Ledaña, en Cuenca.

Así lo ha valorado hoy el secretario general de la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos de Albacete, Ramón Sáez, que es, además, agricultor de Cenizate y ha reconocido que están evaluando los daños pero ha sido «un desastre y las pérdidas son muchas».

Sáez ha recordado que la semana pasada sufrieron fuertes lluvias que ya habían daño parte de estos cultivos en otras localidades de la misma comarca como Villamalea, en Albacete.

El granizo afectó ayer a otras zonas de la provincia de Albacete, como Nerpio, en la Sierra del Segura, o Almansa.

Agricultores y técnicos de Medio Ambiente están evaluando los daños y localidades como Cenizate van a pedir la declaración de zona catastrófica, como lo ha señalado, en un comunicado, el alcalde del municipio, Enrique Navarro.

Localidades como Cenizate van a pedir la declaración de zona catastrófica
Por su parte, la asociación agraria Asaja de Albacete ha cuantificado en casi 40.000 las hectáreas de La Manchuela afectadas por las tormentas, en cultivos como la viña, el cereal o el almendro.

A la espera de conocer más datos de municipios y daños, se han visto afectados cultivos de las localidades de Abengibre, Navas de Jorquera, Casas Ibáñez, Alborea o Bormate.

Según los primeros datos que maneja Asaja, en Cenizate han resultado afectadas casi 4.000 hectáreas de viña y cereal, con daños que van del 80 al 100 por 100; en Casas Ibáñez, más de 1.500 hectáreas y hasta el 100 por 100 de la viña y el cereal; en Alborea, el 85 por 100 de daños, sobre todo en la viña, y en Abengibre la mitad del término, cerca de 2.000 hectáreas de viña, cereal y almendro.

También han sufrido daños en Villamalea, unas 4.000 hectáreas de viña, sobre todo, que se suman a las 2.000 dañadas la semana pasada, y en las viñas de Fuentealbilla.

Así fue la intensa tormenta de granizo que dejó blanca a parte de la provincia de Cuenca el domingo