Pide una explicación "veraz" de la situación

Ecologistas denuncia que la parcela del vertedero de Seseña sigue sucia

La organización ha declinado participar en el acto que el Ayuntamiento de Seseña ha programado en reconocimiento a las personas que ayudaron durante la catástrofe

Ecologistas en Acción ha denunciado hoy que la parcela del vertedero situado a caballo de los términos de Valdemoro (Madrid) y Seseña (Toledo), considerado el cementerio de neumáticos usados más grande de España, «sigue sin estar limpia del todo ni descontaminada».

La «desagradable sorpresa» aguardaba este viernes a los miembros de Ecologistas en Acción y a los periodistas que han acudido al vertedero, cuando se cumple justo un año del incendio que carbonizó toneladas de caucho.

«Al contrario de lo que anunciaron los consejeros de medio ambiente de la Comunidad de Madrid y de Castilla-La Mancha y el propio alcalde del Ayuntamiento de Seseña, la parcela no está limpia ni descontaminada, de hecho se sigue trabajando en ella», según ha afirmado a Efe Miguel Ángel Hernández, portavoz de Ecologistas en Acción.

La organización ecologista señala que en la mañana del viernes, en la parcela de 11 hectáreas, una retroexcavadora de Tragsa cargaba camiones con restos de tierra y cenizas procedentes de los caminos hechos durante el incendio para su traslado a los gestores y vertederos autorizados en Novés (Toledo) y Valdilecha (Madrid).

«En la parcela también se podía observar cómo en una superficie de unas tres hectáreas numerosos trozos de neumático sobresalen en la superficie, mezclados y enterrados en la tierra».

Denuncian que hay numerosos trozos de neumático sobresaliendo a la superficie

Los trozos, algunos de gran tamaño, proceden de restos que no ardieron y que no han sido retirados en las labores de limpieza.

Además, «sospechosas sombras negras destacaban sobre el blanco de la ladera, denotando que aún quedan rastros de cenizas sin limpiar sobre el terreno», apunta los ecologistas en un comunicado.

Estas circunstancias y el hecho de que Tragsa esté trabajando en la zona ponen de manifiesto, en opinión de los ecologistas, que la parcela que alojó «el mayor vertedero de neumáticos de Europa» sigue sin estar limpia ni descontaminada.

Y añaden que, aunque «sea una reducida parte sobre lo que ya se ha retirado», todavía quedan cenizas y restos de neumático por eliminar para completar la labor de restauración de la zona.

Ecologistas en Acción considera «absolutamente increíble» que ni en la zona de Madrid ni en la correspondiente a Castilla-La Mancha se hayan terminado los trabajos y niega que la parcela esté «absolutamente limpia, como se ha dicho en reiteradas ocasiones».

Por ello, los ecologistas reclaman una explicación «veraz» de la situación, así como todos los informes que se ha dicho que acreditan la descontaminación de las zonas.

Ante la «inesperada» situación que, a su juicio, demuestra que no se ha limpiado ni restaurado la zona, Ecologistas en Acción ha declinado participar en el acto que el Ayuntamiento de Seseña ha programado para hoy, sábado, en reconocimiento a las personas que ayudaron durante la catástrofe.

La ONG de defensa ambiental ha pedido al alcalde de Seseña, Carlos Velázquez (PP), que aplace el acto hasta que «de verdad» esté limpia y recuperada la zona.

El vertedero de Seseña comenzó a almacenar residuos en 2002 y acumulaba decenas de miles de toneladas de llantas usadas hasta que ardió durante tres semanas en mayo de 2016. La existencia de varias focos al comienzo del fuego apuntan a que el incendio fue intencionado.

La parcela se expandía a lo largo de 11 hectáreas situadas a menos de medio kilómetro de la urbanización El Quiñón de Seseña, de las cuales un tercio se encontraban en la localidad Valdemoro.