Jorge Jaramillo presenta "El Campo"

El periodista de CMT al que comparan con la Virgen de Lourdes y es un ídolo del campo

Situémosnos. Tarde del miércoles 20. Nos encontramos en la comida que Asaja (Asociación de Jóvenes Agricultores) organiza tras la celebración de su Asamblea General en Toledo.

A una de las señoras presentes le acababa de tocar una televisión en un sorteo realizado justo al finalizar la comida y cuando pasaba por la mesa donde se encontraban algunos periodistas de la región ve a Jorge Jaramillo, periodista y presentador del programa “El Campo”, en Castilla-La Mancha Televisión (CMT), se acerca a él con una sonrisa de oreja a oreja y le dice:

“En casa te tenemos como a la Virgen de Lourdes”.

Y Jaramillo que no sabía dónde meterse. Por supuesto, su primera reacción es sonreír y preguntar por qué. La señora, que iba camino de recoger su televisión, no duda en aguantar un poco más, puesto que delante tiene a su ídolo televisivo, y vuelve a repetir la frase.

Pasados unos minutos y recogido el premio, de vuelta a su mesa con la tele a cuestas, la señora, tan amable, no dudó en regresar a la mesa donde se encontraba Jaramillo. Y ahí le aclaró su duda:

“Es que cuando va a empezar tu programa mi marido dice: venga, vamos a ver a la Virgen de Lourdes”.

La gente del campo le quiere un montón. Es obvio. Porque no es la primera vez que este redactor vive en directo esta situación. Es más, hace apenas unos días, en la cena celebrada tras la Asamblea General de Caja Rural Castilla-La Mancha, se le “comieron”. Literalmente.

De hecho, tuvo que hacer un “pase nupcial” por algunas de las mesas porque los comensales requerían su presencia. ¡Se hacían fotografías con él como un auténtico ídolo de masas!

Y es que el programa de Jorge Jaramillo, “El Campo”, que se emite tanto al mediodía como por la noche en un formato breve, tiene unos índices de audiencia espectaculares en CMT. Jaramillo está considerado como el periodista más especializado en agricultura y ganadería de Castilla-La Mancha.

Y, no lo duden, sabe de lo que habla.

¡Ay, la Virgen de Lourdes en formato periodístico!