Según relata Almeida, director provincial de Educación

Agresión a una maestra en Ocaña: "La ha tirado al suelo, la ha arrastrado y le ha dado dos puñetazos"

La maestra no tiene lesiones graves, pero sí que está muy afectada psicológicamente

Entrada del colegio público Pastor Poeta de Ocaña.

Una profesora de Infantil del colegio público Poeta Pastor de Ocaña ha sido agredida por la madre de un alumno de tres años. Tras haber llegado “de muy malas forma” y “chillando” para recriminar a los profesores que el menor tenía un chichón, esta mujer la ha tomado con la profesora a la que “ha tirado al suelo, la ha arrastrado unos metros por el pelo y le ha dado dos puñetazos”, tal y como ha informado el director provincial de Educación en Toledo, José Manuel Almeida, tras haber conocido de primera mano los hechos en el centro educativo de Ocaña.

Según le han trasladado a Almeida el equipo directivo y la propia afectada, se trata de una familia “okupa” y desestructurada. Cuando la madre ha entrado en cólera y ha recriminado que su hijo tenía un golpe, desde el centro han tenido que avisar a la Policía Local, en ese momento la madre ha acusado de la maestra de lo que le ocurría a su hijo y posteriormente ha emprendido a golpes.

La maestra físicamente no tiene nada muy grave, pero psicológicamente sí

“Afortunadamente”, según indica el director provincial, las lesiones de la maestra no revisten mucha gravedad, siendo lo más importante un golpe en la rodilla producido por la caída.  A esta profesora le ha cogido todo por sorpresa. Estaba “muy afectada” tras el incidente puesto que “no se esperaba la agresión y menos de una familia de un alumno”, indica Almeida. “La maestra físicamente no tiene nada muy grave, pero psicológicamente sí“, lamenta.

La madre ha recogido todas las cosas del niño en el colegio

Desde el centro educativo no las tienen consigo para que este pequeño acuda mañana a sus clases. La madre ha recogido todo el material que tiene su hijo en el colegio tras la agresión, por lo que en el Poeta Pastor comienzan a temer que el niño no vaya a aparecer.

La Junta ha activado el protocolo de actuación que hay previsto para estos casos y, en primer lugar, lo primero que se va a hacer es impedir es la entrada al recinto del colegio de la madre. A la entrada del centro estarán esperando los profesores para que la madre no pueda entrar y que deje en ese lugar al pequeño.

Además, mañana también estará presente en el colegio la Inspección Educativa, que recogerá la declaración de los testigos de la agresión y posteriormente la podrán en manos de la Justicia. Su objetivo mañana también será que el niño acuda a clase, puesto que “no tiene la culpa de nada y tiene que asistir a sus clases”, ha informado Almeida.

La profesora ya ha denunciado los hechos ante la Guardia Civil, que ya está trabajando en el caso.