Ayer se entregaron los gran selección en Albacete

Castilla-La Mancha aglutinará los productos de sus figuras de calidad bajo un "sello diferenciador"

Ayer, miércoles 6, se entregaron los Premios Gran Selección, que recalaron en: Bodegas Latué, Bodegas Isla, tres para Bodega Iniesta, Castillo de Aresan, Quesos Corcuera, Industrial Quesera, Pérez Arquero, Quesos La Casota, Casas de Hualdo, Zafralia, Jamones Jaseto, Conservas Antonio, Tomil, Ajasanto, Isidoro Ortega, Juan Pedro e hijos y Jesep

Castilla-La Mancha tendrá una «marca paraguas» con la que quiere aunar los productos agroalimentarios acogidos a figuras de calidad y que se pondrá en marcha a principios del próximo año. Se trata de un sello diferenciador que amparará a todas las producciones agroalimentarias que están acogidas a algunas de las 47 figuras de calidad de la región con el objetivo de comercializarlos bajo esa marca.

Así lo ha asegurado el vicepresidente de Castilla-La Mancha, José Luis Martínez Guijarro, durante la XXX edición de los Premios Gran Selección, organizados por el Ejecutivo autonómico, que se otorgan a los alimentos de la región y que se ha celebrado hoy en el Teatro Circo de Albacete, donde ha estado acompañado por el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha informado la Junta en nota de prensa.

«Vamos a hacer un especial esfuerzo de promoción a nivel nacional e internacional», ha apuntado Martínez Guijarro durante su intervención en la ceremonia, para dar a conocer «las bondades de nuestros productos», y para lo que se van a dedicar fondos públicos en el Programa de Desarrollo Rural para financiar la promoción de los productos bajo esta marca.

Premios_Gran_Seleccion_2019_20191106132

Las fotos de la XXX edición de los Premios Gran Selección

Así, Martínez Guijarro ha hecho un llamamiento al sector empresarial. «Necesitamos que ese esfuerzo que habéis hecho durante años lo pongáis a disposición del sector agroalimentario incorporando a vuestras etiquetas esta marca que pondremos en marcha a partir del próximo año», ha indicado.

Bodegas Latúe, Quesos Corcuera, aceite Casas Hualdo, miel Nectarius o Jamón Jaseto…

La Mejor Industria de Producción Ecológica ha sido Bodegas Latué de Villanueva de Alcardete; mientras que los mejores vinos de calidad diferenciada han sido Isla Oro Airén de Bodegas Isla en categoría Blanco; Loco Rosado de Bodegas Iniesta como mejor Rosado; Castillo de Aresan Petit Verdot de Villarrobledo como mejor tinto 2017-2018; y Finca El Carril Paolo Andrea de Bodegas Iniesta como mejor Tinto de añada anterior al 2017. Además, el mejor Espumoso ha sido Corazón Spumante rosado, también de Bodegas Iniesta.

En cuanto a quesos de calidad diferenciada, el mejor semicurado ha sido para Quesos Corcuera; el mejor Curado para Maese Miguel de Industrial Quesera de Cuquerrella (Malagón); el mejor Artesano semicurado ha recalado en Pérez Arquero (Ocaña); y el mejor Artesano curado ha ido a parar a Marantona de Quesos La Casota (Ciudad Real).

Además, el mejor Aceite de oliva Virgen Extra de calidad diferenciada de 2019 es Casas de Hualdo (El Carpio de Tajo); el mejor Azafrán de La Mancha va para Zafralia (Madridejos); el mejor Jamón Serrano es de Jamones Jaseto (Torrijos); la mejor Berenjena de Almagro recae en Conservas Antonio (Bolaños); y Tomil, de Tomelloso, es el mejor Melón de La Mancha.

Ajosanto (Las Pedroñeras) se lleva el galardón de Mejor Ajo Morado; el Cordero de Calidad Diferenciada es para Isidoro Ortega (Albacete); el mejor Pan de Cruz es el de Juan Pedro e hijos (La Solana); y la mejor miel de La Alcarria es Nectarius. Por último, los mejores productos elaborados de caza de este años son los de Jesep, de Motilla del Palancar.

30 años reconociendo los mejores productos

Estos galardones han cumplido tres décadas en esta edición, y el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha destacado la importancia de que en esta edición tan especial haya sido la ciudad más grande de Castilla-La Mancha, Albacete, la encargada de acoger la entrega estos premios.

En esta línea, en su intervención ha destacado el reconocimiento a todos los que hacen posible una realidad que «es la nuestra», en un territorio «diverso», donde, ha reseñado, «la agricultura y la ganadería tienen un papel fundamental, una historia de siglos» y que son las actividades que «más han ayudado a crear la realidad que hoy tenemos».

Ante 600 personas, entre las que se encontraban las organizaciones profesionales, Asaja, UPA y COAG, además de organizaciones empresariales, industrias agroalimentarias, empresarios particulares, entidades financieras y una muestra del sector social y empresarial de la región, ha expresado que el objetivo que «perseguimos entre todos», administraciones incluidas, no es otro que «el nombre de Castilla-La Mancha vaya en nuestros productos».

Y para ello hay que «aunar esfuerzos» y aportar «valor de marca», una tarea en la que debemos «implicarnos todos y ante lo que tenemos que redoblar esfuerzos» para que el consumidor los identifique.

Cabeñero y Casañ ensalzan la importancia del trabajo en el campo

El presidente de la Diputación, Santiago Cabañero, ha intervenido en el acto para subrayar el valor añadido que imprimen a la tierra «los hombres y las mujeres que cada día se dejan la piel en el campo, en las cooperativas, en las cada vez más punteras industrias agroalimentarias».

«Nuestro medio natural está sembrado de mujeres y hombres que dejan lo mejor de sí mismos para producir estos grandes alimentos. Está lleno de industrias agroalimentarias que han sido capaces de transformarse y de implementar la más moderna tecnología para producir todos esos alimentos de calidad con los que contamos», ha asegurado Cabañerom que no ha querido dejar de insistir en lo «esencial» de que las administraciones no se olviden de presumir y de poner en valor todo eso.

En esa misma línea, el presidente de la Diputación provincial ha destacado que la producción de alimentos es parte de una identidad y cultura. «Y hoy en día hay quienes utilizan las identidades para ser excluyentes, justo lo contrario de lo que buscamos en Castilla-La Mancha y en Albacete donde trabajamos para que lo nuestro lo pueda compartir todo el mundo».

En el acto también ha intervenido el alcalde de Albacete, Vicente Casañ, quien ha recalcado que los productos agroalimentarios de Castilla-La Mancha son una auténtica seña de identidad.

«Hablan de nosotros mismos. Nos unen, nos representan y nos definen. Nos dan visibilidad y es una enseña que llevamos muy a gala», ha enfatizado.