Aprobada por el Consejo de Gobierno

El gobierno da luz verde a la nueva Ley de Caza con un modelo cinegético más social y preocupado por el medio ambiente

Martínez Arroyo ha explicado que el nuevo texto apuesta por la "recuperación de cotos sociales y de zonas colectivas de caza para las sociedades locales" al tiempo que busca "la compatibilización de la caza con el disfrute y conservación del medio ambiente"

Foto - Wikimedia Commons (cc)

El Consejo de Gobierno ha aprobado esta mañana el borrador que modifica la actual Ley de Caza de Castilla-La Mancha y que será enviado a las Cortes Regionales donde se someterá a votación para decidir si finalmente se aprueba o no. El nuevo texto contempla, tal y como ha señalado el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, “la recuperación de cotos sociales” y una serie de medidas encaminadas a proteger el medio natural.

La actual consejería de Agricultura ve la necesidad de priorizar el disfrute social de los espacios naturales de la región frente a su “supeditación a la actividad cinegética” de la anterior legislatura. En este sentido, el nuevo texto “prioriza el uso de los senderos, de los caminos públicos, para aquellos que quieran disfrutar del monte frente a la caza”.

Además se incorporan diversas medidas destinadas a la protección del entorno natural para situar a la región “a la vanguardia en la compatibilización de la caza con el disfrute y conservación del medio ambiente”.

La nueva ley potenciaría el carácter social de la actividad cinegética con la “recuperación de cotos sociales y de zonas colectivas de caza para las sociedades locales” de tal manera que se simplicarán los trámites burocráticos para

Simplificación de trámites y recuperación de la funa

Entre otras medidas concretas, la consejería ha destacado la eliminación de las tasas por licencia de caza y pesca para personas mayores de 65 años residentes en la región. Se trataría de una medida pionera en España, que serviría para agilizar los trámites y aumentar el número de licencias.

En materia de protección de la fauna, la consejería contempla la recuperación de la perdiz roja a través un plan estratégico que se presentará en 2018. En los últimos meses, la Consejería ha llegado a un acuerdo con la Asociación de Propietarios de Cotos de Castilla-La Mancha (Aproca) “para conseguir, de verdad, garantizar la pureza genética” de la especie.

Una Ley de Caza negociada con cazadores y asociaciones medioambientales

La modificación se ha elaborado a lo largo de dos años de trabajo en los que la consejería se ha reunido con las asociaciones de caza de la región y las principales asociaciones ecologistas.

Ecologistas en Acción ha expresado su satisfaccción ante el avance en la tramitación de la nueva Ley de Caza con la que aseguran, se llevará un mejor control de la caza intensiva, reforzará la labor de los agentes medioambientales y permitirá aplicar mejor las sanciones.

Según ha informado la organización en nota de prensa, la reforma era un “ejercicio de higiene democrática” necesario para asegurar “los derechos de los no cazadores y de los principios de protección animal y conservación de la naturaleza”.