Elecciones Castilla-La Mancha 2019

Paco Núñez reconoce la derrota "sin paliativos" del PP

El candidato del Partido Popular achaca estos malos resultados a la "ola nacional" del PSOE y a la fragmentación del voto del centro-derecha

Comparecencia de Núñez para valorar los resultados.

El candidato del Partido Popular a la Presidencia de Castilla-La Mancha ha dicho que el resultado de su partido en las elecciones autonómicas ha sido una derrota “sin paliativos” ya que “hemos perdido con mucha diferencia”.

En su comparecencia ante los medios de comunicación tras el recuento de votos, Paco Núñez ha reconocido que el PSOE y Emiliano García-Page han sido “claros vencedores”.

En estos malos resultados para los “populares” -con 10 diputados conseguidos en el Parlamento regional frente a los 16 que obtuvo en los comicios de 2015- considera que ha influido la “ola nacional” de los socialistas y la fragmentación del voto del centro-derecha. También, en cierto modo, el escaso tiempo que ha tenido desde que tomó las riendas del PP.

Tras agradecer a los interventores, apoderados y candidatos del PP “su compromiso con esta tierra”, ha señalado que desde que asumió el liderazgo en octubre de 2018 “hemos trabajado intensamente”, llegando a recorrer “más de 100.000 kilómetros para llevar a cabo este proyecto de renovación y de ilusión”.

En clave más optimista, Núñez valoraba que -con respecto a las pasadas elecciones generales- el Partido Popular de Castilla-La Mancha ha subido seis puntos, logrando 35.000 votos más, una tendencia de mejoría en la que quiere centrarse en los próximos cuatro años desde la oposición y es que el presidente del PP en la región no se plantea dimitir ni poner su cargo a disposición del partido. “Desde hoy mismo, desde esta noche, me pongo a trabajar por la comunidad, desde la posición que han querido la mayoría de los castellano-manchegos, liderando la oposición, y con más compromiso y entrega que nunca”.

En este sentido, sus tres líneas de actuación a partir de ahora serán mantener una leal oposición al gobierno; constituir una alternativa de gobierno para dentro de cuatro años; y liderar el PP “con más ilusión y fuerza que nunca”.

En los próximos días la formación se pondrá manos a la obra para analizar los resultados a nivel provincial y local. “Queremos ayudar a los líderes locales a conseguir el mayor número de pactos posibles en los ayuntamientos”.