Proceden mayoritariamente de Malí y Gana

Un centenar de inmigrantes de entre 18 y 35 años llegaron anoche a Marchamalo

Varios tienen quemaduras causadas por la travesía en lancha hasta España y la mayoría han solicitado residencia en Francia y Alemania

Rafa Esteban, en el polideportivo de Marchamalo donde van a acoger a los inmigrantes.

Sobre la media noche de este miércoles 8 de agosto llegaron a Marchamalo (Guadalajara) los inmigrantes que el municipio se había ofrecido a acoger en respuesta al colapso de los centros de acogida de Andalucía. En total llegaron 100 varones jóvenes, entre los 18 y los 35 años y procedentes de varios paises de África pero mayoritariamente de Malí y Gana. Cruz Roja procedió a instalarlos en el polideportivo García Fraguas que el Ayuntamiento había cedido para la ocasión y contó con la ayuda de otros 25 voluntarios de Marchamalo, Guadalajara y localidades cercanas.

En primer lugar se comprobó su estado de salud mediante un chequeo médico aunque ya habían pasado uno a su llegada a España. “Muchos de ellos tienen quemaduras causadas por la mezcla entre el sol, el gasóleo, el material de las lanchas y el propio mar, que es una convinación fatal”, explica el alcalde de Marchamalo, Rafael Esteban, que estuvo presente en la acogida hasta que terminó a las 5 horas de la madrugada.

Francia y Alemania: los destinos elegidos por los inmigrantes

Ya se han comenzado a tramitar los papeles por los que cada persona solicita el lugar en el que le gustaría residir y a poner en contacto a los familiares y conocidos que tengan los recién llegados a España. Según informa Esteban la mayoría ellos han pedido ir a París o a otros sitios de Francia o a Alemania. Los que han solicitado quedarse en España han optado por Barcelona, en primer lugar, y Madrid en segundo.

Cabe destacar que esta mañana han visitado las instalaciones para comprobar que todo funcionaba correctamente el presidente regional de Cruz Roja, Jesús Esteban, el subdelegado del Gobierno en Guadalajara, Ángel Canales, el delegado de la Junta en Guadalajara, Alberto Rojo, y los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado.