fbpx
miércoles, 28 de septiembre de 2022
Juan Camacho, director general de Salud Pública.
Juan Camacho, director general de Salud Pública.
Comparencia de Juan Camacho - 12 mayo 2020 - Toledo

Concretamente serán 427 enfermeras investigadoras, a las que se dará una formación especializada para que sean la barrera principal en el control de la epidemia como detectoras de los nuevos casos.

Así lo ha explicado hoy Juan Camacho, director general de Salud Pública de Castilla-La Mancha, quien ha informado que a este grupo de enfermeras investigadoras se les encomienda las tareas de detección, comunicación y seguimiento de nuevos casos de Covid-19 en Castilla-La Mancha.


Así se distribuirá el dispositivo de vigilancia

Este nuevo dispositivo de vigilancia se repartirá de la siguiente forma por provincias, en relación a su población: 86 en Albacete; 108 en Ciudad Real; 32 en Cuenca; 52 en Guadalajara y 149 en Toledo.

A esta medida se une que desde ayer todos los médicos de atención primaria pueden pedir la realización de un test diagnóstico, preferentemente PCR, ante cualquier caso sospechoso de haberse contagiado de este virus y sin pasar por ningún otro especialista.

Ambas medidas forman parte de la mejora de los recursos epidemiológicos que el Ministerio de Sanidad exige a las comunidades autónomas para autorizar las diferentes fases de la desescalada.

En este proceso de desconfinamiento y control de la epidemia la atención primaria cobra un papel fundamental y, por lo tanto, las comunidades autónomas tendrán que incrementar los recursos disponibles en el sistema, uno de los parámetros que exige el Ministerio de Sanidad.

Según ha explicado Camacho, se está implementando “una estrategia aún más exhaustiva de la que se venía realizando en el control y seguimiento de casos de Covid-19” y de acuerdo con los nuevos mecanismos de vigilancia que ya se han publicado en el BOE.

De hecho, al ser preguntado por qué ha cambiado en la situación epidemiológica de las provincias de Toledo, Albacete y Ciudad Real para que la Junta haya vuelto a solicitar que pasen a fase 1 que se les negó el pasado viernes, Juan Camacho explicaba que la negativa «no fue tanto por la situación epidemiológica sino nuestra capacidad de gestión de la información epidemiológica, de tener disponibles todos los datos y capacidades de diagnóstico, vigilancia y seguimiento.  Ayer se ha continuado con el envío de datos como estrategias específicas de vigilancia de casos y contacto, plan formativo para las enfermeras investigadoras, un resumen del proyecto de plataforma web…».

Una plataforma para conocer los casos casi en tiempo real

Esta estrategia contará con una nueva herramienta informática que está en desarrollo y que no será operativa al menos hasta dentro de un par de semanas, según Camacho. Se trata de una plataforma informática que actualizará “casi en tiempo real” los nuevos casos de Covid y permitirá un rastreo epidemiológico mejor y más adecuado.

La puesta en marcha de esa plataforma será también el momento en el que se facilitará información de la situación del coronavirus en cada municipio de Castilla-La Mancha, ha afirmado el director general de Salud Pública.

(Visited 13 times, 1 visits today)