Elecciones Castilla-La Mancha 2019

Jesús Fernández Vaquero: "Mi etapa como diputado y presidente de las Cortes ha acabado"

Pase lo que pase, Jesús Fernández Vaquero cerrará en mayo su etapa como diputado regional, que empezó en 1999 y que finaliza como presidente de la Cámara, una institución en la que lo ha sido todo

Foto - Rebeca Arango

Jesús Fernández Vaquero se despedirá de las Cortes cuando finalice esta legislatura, tras 20 años como diputado, en los que ha sido todo en el parlamento autonómico, tanto en el gobierno como en la oposición.

El veterano político socialista, que tiene 65 años, ha confirmado a encastillalamancha.es en una entrevista, que publicaremos íntegra en los próximos días, que su etapa como diputado regional ha llegado a su fin. ¿Su próximo destino? Eso está en manos del presidente de la Junta y secretario general del PSOE, Emiliano García-Page, tanto si es para ocupar otro destino como si no.

Partidario de mantener siempre el diálogo político

Fernández Vaquero llegó a las Cortes como diputado regional por Toledo en 1999 y se ha mantenido en la Cámara desde entonces. Ha ocupado responsabilidades de secretario de la Mesa y de vicepresidente, esta última faceta tanto con el PSOE en el Gobierno como en la oposición entre 2011 y 2015. El regreso del PSOE al poder, gracias a un pacto de investidura con Podemos, convirtió a Jesús Fernández Vaquero en presidente de las Cortes, el primero que ha tenido que dirigir el parlamento sin mayoría absoluta. Su experiencia y su actitud de mantener siempre abierto el diálogo entre partidos le han permitido salvar las relaciones políticas en el órgano de gobierno de las Cortes, incluso en los momentos más tensos de la legislatura.

Así ha contado Vaquero a encastillalamancha.es su decisión de no continuar en el parlamento castellano-manchego (la entrevista se publicará, completa, en los próximos días):

Hablando de candidatos y de primarias, ¿cuál es el siguiente paso que va a dar Jesús Fernández Vaquero de cada a la próxima legislatura?

No lo sé.

¿Todavía no has tenido con Emiliano García-Page la conversación que ibas a tener sobre el futuro?

No, si me da lo mismo. No tengo ningún problema y él lo sabe. Desde luego a las Cortes no voy a venir, eso lo tengo claro. Mi etapa como diputado ha acabado y como presidente de las Cortes también. A partir de ahí, si él me necesita en algún sitio me va a tener a su entera disposición.

¿Hay algo que quieras ser? ¿Alguna espina clavada?

No, en absoluto. Lo que tengo es 65 años, ha llegado el momento de bajar el listón un poquito, porque han sido muchos años.