jueves, 9 de febrero de 2023
el paro en castilla-la mancha 18/02/2016junio 7th, 2017

Si ayer Encastillalamancha viajó hasta Totanés porque es el pueblo con menor tasa de paro; hoy el viaje es a Chozas de Canales, donde la desaparición de la construcción -principal motor económico de la localidad- ha hecho mucho daño al empleo.

«No hay industria ni campo. No hay nada en este pueblo». Quien habla es un vecino del municipio toledano Chozas de Canales, un pueblo donde la caída de la construcción ha hecho especial daño al empleo.


Sobre la mesa dos datos diferentes de la proporción de paro. Uno, el que se puede observar a octubre de 2015 y que procede de cruzar datos del Ministerio de Empleo, el Sepe y el INE y donde se apunta que la tasa de desempleo es de un 65,26 por 100 (tal y como publica el Mapa del Paro y que bajaría hasta el 61,38 por 100 si se observan los datos de la Diputación de Toledo a final de 2015, que pueden consultar pinchando aquí). El otro, el que facilitan desde el Ayuntamiento, el mismo que recoge la Junta, y que asciende al 22,48 por 100. «Es el paro en relación a la población de entre 16 y 55 años», explican desde el Consistorio, desde donde indican a Encastillalamancha que «hay 574 personas en paro y tenemos una población de 2.555 vecinos de entre 16 y 65 años».

«SE VIVE PORQUE SE TIENE QUE VIVIR»

«No hay nada en este pueblo, ni agricultura ni fábricas, la que había cerró…». Volvemos a la calle, a hablar con los vecinos, que están junto a la puerta de una tienda de alimentación tomando unas cervezas. «Esto es lo que nos podemos permitir. Ahí está el bar (dos puertas más arriba), pero el bote de cerveza cuesta aquí 70 céntimos», señala Carlos Crispín Turiégano, quien afirma que «se vive porque se tiene que vivir».

Y también se emprende, «luchando mucho», reconoce Laura, precisamente de la tienda de alimentación. «Aquí la construcción era todo. Se acabó la construcción y se acabó todo». A Laura se le terminaron las ayudas estatales y su padre «me echó un cable» para montar el negocio. Hace seis meses que lo puso en marcha y, aunque trabaja de lunes a domingo, «no me puedo quejar». La tienda está abierta y hay días que «me pasó las horas muertas esperando a que entre alguien».

El debate sobre el desempleo del pueblo da para mucho en la calle. Unos apuntan al Ayuntamiento, otros a los proyectos que quedaron por el camino (una residencia, centros comerciales…), parecen hablar en clave y saben de quien hablan, pero siguen hablando en clave hasta que al final alguien, alzando un poco la voz, concluye «¿qué tiene que ver el Ayuntamiento en esos proyectos que al final no salieron?».

«UN PUEBLO ABANDONADO»

Chozas de Canales, un municipio que se encuentra a media hora de Toledo y a otra media hora del sur de Madrid, es «un pueblo abandonado. La alcaldesa lo está intentando, está pidiendo para que venga la Guardia Civil…» Los vecinos miran hacia los chalés, los mismos que crearon empleo, oportunidades y que hizo crecer la población, ahora están ocupados, lo que supone un problema.

A ello se suma que en el pueblo no hay oportunidades laborales y «te tienes que ir para trabajar». Las distancias, si bien parecen cortas, pueden ser otro problema, porque -según los vecinos- la comunicación vía autobús interurbano no cuenta con suficiente frecuencia de paso y, con respecto a Toledo, es muy escasa, por no decir casi nula.

«SOY DE LOS DESPEDIDOS CUANDO ZAPATERO VEÍA BROTES VERDES»

«Vendí mi casa para montar mi tienda. Yo soy uno de los despedidos cuando Zapatero veía brotes verdes«, cuenta Juanjo de Mistyka Live, una pequeña tienda de ropa en el centro del pueblo, cerca del Ayuntamiento. Juanjo pasó de ser cortador de confección a encargado de 10 tiendas y, al final, al paro. Lleva un año con su tienda, eso sí, «sin casa, pero con negocio».

«Llevo un año con la tienda y no ha sido complicado porque he ido tirando de la casa que vendí», explicaba este emprendedor a Encastillalamancha, quien trabajaba en un sector al que la crisis llegó antes de 2008, pero se acentuó a partir de ese momento.

Juanjo es de los que apostaron por el emprendimiento. Como él lo hicieron otros, «abrieron zapaterías, tiendas de ropa», pero cierran. Laura, que ha visto como otros negocios se iban quedando por el camino, se pregunta que, «siendo del pueblo e invirtiendo el dinero que no tengo en él, ¿por qué le dan todo a la gente de fuera?».

PLAN DE EMPLEO, PROYECTOS DE FUTURO…

La alcaldesa, Ana María Baltasar, destaca alguna de las líneas de trabajo por parte del Consistorio para plantar cara al desempleo. La primera medida, sumarse al Plan de Empleo regional. De las 60 solicitudes que presentaron, les han concedido 42. Además, «vamos a empezar la piscina que se quemó» y ha conseguido el compromiso de la empresa adjudicataria de la obra de trabajar con gente del pueblo. A ello se suma que van a solicitar ayuda para crear el punto limpio… Y, por supuesto, «tenemos suelo», por lo que si alguna empresa está interesada en instalarse «se le va a facilitar todo».

Proyectos, propuestas, emprendedores e iniciativas con las que se quiere plantar cara a una situación que, según datos del Ayuntamiento, afecta a más de 500 personas del municipio.

ÉSTE ES EL ÚLTIMO REPORTAJE DE LOS TRES QUE SE HAN REALIZADO PARA ANALIZAR LA SITUACIÓN DEL PARO EN CASTILLA-LA MANCHA. PUEDEN CONSULTAR EL RESTO SI PINCHAN MÁS ABAJO EN NOTICIAS RELACIONADAS.

(Visited 84 times, 1 visits today)