fbpx
jueves, 19 de mayo de 2022
Tablas de Daimiel.
Tablas de Daimiel. Foto - Rebeca Arango
Vive Castilla-La Mancha en Naturaleza (2) 04/04/2019abril 20th, 2019
3028748243

Como un oasis único por su biodiversidad se presentan las Tablas de Daimiel -parte de «La Mancha húmeda- en medio de la seca Mancha. Uno de los ecosistemas acuáticos más importantes de la península que alberga gran variedad de especies tanto de flora como de fauna, lo que le han servido para convertirse en uno de los 15 parques nacionales de España, además de ser Reserva de la Biosfera, y que hoy os presenta encastillalamancha.es dentro de «Vive Castilla-La Mancha en Naturaleza», donde se mostrarán algunos de los rincones más extraordinarios de la región.

[ze_image id=»209645″ caption=»Tablas de Daimiel.» type=»break_limited» src=»http://ecmadm.encastillalamancha.es/wp-content/uploads/2017/11/Tablas_Daimiel_11.jpg» urlVideo=»» typeVideo=»» ]

Un ecosistema único

Visitar las Tablas de Daimiel supone un viaje al corazón de La Mancha donde la confluencia del Guadiana y el Cigüela forma este humedal en la llanura manchega, que es parada obligada de muchas aves migratorias, como garza imperial, garza real, garceta, martinete, avetoro, pato colorado, pato cuchara, zambullines, bigotudos…


[ze_gallery_info id=»302874″ ]

La escasez de pendiente de la zona propicia que al desbordarse los ríos -ayudados por la interconexión de las aguas subterráneas del Acuífero 23, uno de los más grandes de España y sobre el que se asientan 30 municipios de Ciudad Real, Cuenca y Albacete- se origine un gran humedal que sirve como hábitat de otras especies acuáticas de ánades, patos, anátidas, porrones, fochas y otras aves acuáticas, algunas de ellas amenazadas. Pero no solo avifauna, también especies acuáticas como cangrejo de río, barbo y cachuelo, algunas en riesgo de supervivencia.

[ze_image id=»209636″ caption=»Tablas de Daimiel.» type=»break_limited» src=»http://ecmadm.encastillalamancha.es/wp-content/uploads/2017/11/Tablas_Daimiel_2.jpg» urlVideo=»» typeVideo=»» ]

La primavera y el verano son tiempo de anfibios y reptiles, momento en el que aparecen la rana común, el sapo común, la salamandra o las culebras de agua. No nos podemos olvidar de los mamíferos, donde localizamos el turón, el zorro, la rata de agua y la amenazada nutria, además de los reyes del entorno manchego, los conejos, las liebres, las comadrejas y el jabalí.

En cuanto a la flora, las distintas aguas hacen que confluyan en el parque especies con distintas características en las más de 3.030 hectáreas que lo conforman, aunque inundadas en este 2019 son alrededor de 600, por poner esa comparativa a veces odiosa, como 600 campos de fútbol. Todo ello entre los términos municipales de Villarrubia de los Ojo y Daimiel.

El Cigüela arrastra aguas salobres y procedentes de la Serranía de Cuenca y las de Guadiana son dulces y surgen de los «Ojos del Guadiana», que emergen a unos 15 kilómetros al norte del parque. En las dulces aguas aparecen los carrizales, mientras que en las salobres hallamos la vegetación palustre, donde abundan la masiega, en concreto la Carex divulsa. Aneas, bayuncos, castañuelas, juncos y las praderas de carófitos terminan de conformar una vegetación rica, y única.

Reserva de la Biosfera desde 1981

Además de ser uno de los 15 parques nacionales, el de las Tablas de Daimiel es el decimotercero que más visitantes recibe de toda España –unos 200.000 al año– y el primero de Castilla-La Mancha, por delante de Cabañeros.

Las Tablas fueron nombradas Reserva de la Biosfera en 1981, un privilegio que solo tienen 48 parajes naturales españoles. Es el único de Castilla-La Mancha, que lo conforma junto a otros parajes de «La Mancha húmeda».

[ze_image id=»209638″ caption=»» type=»break_limited» src=»http://ecmadm.encastillalamancha.es/wp-content/uploads/2017/11/Tablas_Daimiel_4.jpg» urlVideo=»» typeVideo=»» ]

¿Qué se puede hacer en el las Tablas?

La oferta turística de las Tablas de Daimiel es amplia. En el parque hay varias rutas de senderismo que se pueden hacer por cuenta propia, pero que también se pueden contratar una visita guiada. Otra de las alternativas es una visita combinada en vehículo 4×4, aunque tanto en este caso como en la visita guiada habría que contratar a una empresa privada.

Existe un Centro de Visitantes al que los interesados pueden acudir para solicitar toda la información que necesiten, así como recibir recomendaciones y normas de preservación del medio ambiente, más teniendo en cuenta que estamos en una de las joyas naturales de Castilla-La Mancha, donde es fundamental su conservación y el civismo en las prácticas de los visitantes.

Cervantes ya nos enseñó lo rica que es la cocina manchega en El Quijote y buena parte de esos platos de la cocina tradicional todavía se mantienen. Muchos de ellos se pueden probar en la amplia oferta gastronómica que presenta Daimiel y los pueblos de alrededor, que también cuentan alojamientos muy cercanos al parque. Daimiel también tiene otras dos atractivas visitas. Una es el yacimiento más representativo de la edad de bronce en Castilla-La Mancha, el de Motilla de Azuer, así como al Museo de la Comarca de Daimiel. Por último recordar que muy cerquita de las Tablas de Daimiel también hay otras ofertas turísticas como la que ofrece Almagro y su espectacular Plaza Mayor, lugar donde además se puede disfrutar del mítico Corral de Comedias.

(Visited 85 times, 1 visits today)