sábado, 8 de mayo de 2021
La calle Reyes Católicos sufrirá una reforma integral, igual que la Bajada de San Martín y la subida de Descalzos hasta San Cristóbal. Os contamos los detalles del proyecto. Foto: Rebeca Arango.
La calle Reyes Católicos sufrirá una reforma integral, igual que la Bajada de San Martín y la subida de Descalzos hasta San Cristóbal. Os contamos los detalles del proyecto. Foto: Rebeca Arango.
Unos tres millones de presupuesto - 23 marzo 2021 - Toledo

Será una de las grandes obras de esta legislatura en Toledo que acometerá el Gobierno municipal de Milagros Tolón. Si no la que más. Porque afecta a varias arterias principales del casco histórico de la capital regional, porque su reforma significará una importante remodelación hasta ahora nunca vista y porque supondrá una inversión de unos tres millones de euros.

La reforma de Reyes Católicos, zona a zona

Hablamos del acondicionamiento y mejora del pavimento, el saneamiento y el abastecimiento de la Bajada de San Martín, de la totalidad de la calle Reyes Católicos, de una parte de la calle Descalzos y de la subida a San Cristóbal. En total, más de un kilómetro de carretera completamente reformada, que incluirá la creación de aceras en zonas en las que ahora no existen.

Además de la reordenación del tráfico con una novedad muy importante que les contamos unas líneas más abajo.

O, lo que es lo mismo, la reforma integral de la calle Reyes Católicos, desde la Puerta del Cambrón hasta justo la entrada a la plaza del Conde. Más la Bajada de San Martín, que va desde la curva del Puente de San Martín hasta la Puerta del Cambrón; y la subida a San Cristóbal, que va desde la calle Descalzos hasta San Cristóbal.

Obras que podrían comenzar a finales de verano.

Y a cuyo proyecto, que les detallamos a continuación, ha tenido acceso encastillalamancha.es.

Finalizadas las obras, habrá un cambio importante en el tráfico

Por cierto que, una vez finalizadas las obras, también habrá cambios importantes en el tráfico: mientras que la entrada de vehículos por esa zona del casco histórico seguirá como hasta ahora, no ocurrirá lo mismo con la salida, puesto que ningún vehículo (turismo, furgoneta o autobús), salvo los de emergencias, podrá bajar desde la plaza del Conde hasta la Puerta del Cambrón.

Solo se podrá salir del casco histórico por la Puerta del Cambrón si se baja desde la calle El Ángel (la continuación a Santo Tomé) o desde la calle Real.

Lo que facilitará la creación de aceras desde el tramo entre la calle El Ángel hasta la plaza del Conde, ya que por esa zona solo habrá tráfico de subida.

Habrá más aceras para permitir la accesibilidad de los peatones, que ahora apenas existe, que estarán al mismo nivel que la calzada, pero que tendrán un color diferente para, precisamente, distinguir las aceras de la calzada.

La obra, dividida en cuatro tramos

En Reyes Católicos su pavimento está realizado, en su mayor parte, con canto rodado y el trayecto, en la actualidad, es un continuo tránsito de bache en bache. Mientras que en el tramo de los jardines del Tránsito, la calle Reyes Católicos tiene un pavimento de adoquín de granito. Pero no se garantiza un itinerario continuo para los peatones debido a que en muchos de esos tramos no hay aceras, lo que también se solucionará con las nuevas obras.

Mientras que el pavimento de la Bajada de San Martín, hecho con adoquín de granito, tiene hundimientos originados por el fallo de la solera y, aunque hay acera en todo su recorrido, algunos tramos de esta son excesivamente pequeños e intransitables.

Las obras se harán por tramos. En concreto, cuatro:

La Bajada de San Martín, de 220 metros.

Desde la Puerta del Cambrón hasta la calle El Ángel (en la zona de la Escuela de Artes), de 242 metros.

Desde la calle El Ángel hasta la sinagoga del Tránsito, de 280 metros.

Y desde la sinagoga del Tránsito hasta la plaza del Conde, de 230 metros. Más la subida a San Cristóbal desde Descalzos.

Habrá aceras donde ahora faltan

Una de las novedades será la nueva accesibilidad de toda la zona, puesto que se construirán aceras en aquellos lugares donde ahora no existen: en un tramo de la Bajada de San Martín; en la zona cercana a la plaza San Juan de los Reyes, frente al jardín que está en las inmediaciones del Palacio de la Cava; en la zona cercana a la confluencia con la calle Pintor Matías Moreno; en la zona cercana al número 14 de la calle Reyes Católicos; en la zona de la terraza del hotel San Juan de los Reyes; en la zona que discurre entre la terraza del citado hotel y los Jardines del Tránsito, donde se creará un itinerario peatonal; y en el interior de los Jardines del Tránsito.

Además, se reordenará la zona de aparcamiento de la plaza de Barrio Nuevo. Igual que se reordenará el espacio que hay en la fachada del Museo del Greco, reduciendo el ancho de la calzada para crear aparcamientos y una gran superficie de acera.

En toda la actuación se colocará adoquín de granito.

No se cortará el tráfico, aunque tendrá limitaciones

Obras que, debido a todo el área que se va a reformar, se prolongarán durante un tiempo aproximado de ocho meses, aunque el tráfico, con las lógicas limitaciones, no se cortará debido a que es uno de los principales accesos al casco histórico, aunque aún está por determinar cómo se regulará una vez que comiencen las obras.

(Visited 15 times, 1 visits today)