Increíble la afición del Valdepeñas, que puso el ambiente en la copa

3-4. El Viña Albali Valdepeñas soñó, pero se queda a las puertas de levantar la Copa de España

El equipo valdepeñero sufrió varios altibajos a lo largo del partido contra el Barça, pero dio la cara hasta el final. Chino adelantó a su equipo y fue dominando en el marcador hasta la segunda parte, pero los culés remontaron y ni el hat-trick de Chino pudo hacer campeón al Valdepeñas en su primera participación

Chino, máximo goleador de la Copa con cuatro goles, hizo un hat-trick en la final. Foto - @rfef

El Viña Albali Valdepeñas sonó pero se quedó con la miel e los labios. Los de David Ramos hicieron un gran partido por momentos, pero algún despiste defensivo y dos jugadas en la que el héroe de días anteriores, el meta Edu, pudo hacer algo más, condenaron al equipo que luchó hasta el final, pero el Barça logró aguantar el 2-4 y se proclamó campeón de España. En la grada, los ganadores indiscutibles fueron los miles de valdepeñeros que arroparon a su equipo, como lo han hecho a lo largo de todo el torneo.

Y es que en la primera parte Valdepeñas se mostró muy sólido, aunque las primeras ocasiones las tuvo el conjunto catalán, pero las salvó Edu. Catela avisó en el 8 y en el 12 Chino puso por delante a los suyos en una jugada de estrategia en la que Dani Santos dejó pasar y el albaceteño soltó un latigazo que no pudo repelar Juanjo.

Pero en los minutos siguientes Juanjo sí que mantuvo a los suyos tras detener a Catela y Buitre. El último intento de la primera parte fue para el Barça, Marcenio la mandaba al palo tras otro rechace, cómo no, de Edu.

En la reanudación las cosas cambiarían. Aunque avisó primero Cainan, fue el Barcelona quien empató el encuentro tras un saque de córner.

Valdepeñas se repuso y tuvo primero una triple ocasión en la que Juanjo entró en modo estelar y sacó tres disparos desde el suelo. En una jugada de estrategia seguida, el meta se volvió a lucir tras un fuerte chut.

Las intervenciones del portero dieron alas a su equipo y se las quitó al rival.En una falta lejana Alicardo, con ayuda del pie que se movió de Cainan y con tiró que pasó bajo las piernas de Edu, adelantaba a los suyos a falta de 11 minutos.

El gol fue un mazazo que pronto tendría acompañamiento, porque Boyis batía en una jugada individual a Edu por su propio palo en un golpeo muy escorado.

Tras ese gol emergió Chino para recobrar el ánimo. Con un buen regate consiguió posición para disparar cruzado y poner el 2-3. Quedaban 8 minutos, pero el Barça volvería a golpear.

Marcenio, tras revisión, puso tierra de por medio al recibir solo en el área, controlar con el pecho y marcar con 2-4. Valdepeñas pidió la revisión por posible mano que finalmente se comprobó que no existía.

Los de David Ramos lo intentaron hasta el final, con más corazón que cabeza, pero solo consiguieron ver puerta por parte del mismo de toda la noche: Chino, que hizo un amargo hat-trick porque no pudo llevarse la Copa para Valdepeñas.

Valdepeñas soñó, pero el Barcelona impuso, no sin sufrimiento, su ley en la final de la Copa que siempre recordarán en Valdepeñas, porque no solo fue su primera participación y su primera final, sino porque la ciudad entera se ha volcado con su equipo y han sido claros protagonistas del torneo copero.

La marea azulona pone el ambiente en la Copa

Si algo han tenido que ver Cuena y Valdepeñas este fin de semana es que han demostrado que son dos ciudades pequeñas, pero con mucha pasión por el deporte. Ambas aficiones pusieron la nota de color y ruidosa en dos grandes pabellones, la Caja Mágica y el Martín Carpena.

Lo que ha hecho la afición del Valdepeñas ha sido espectacular. Miles de valdepeñeros han viajado a Málaga para animar a su equipo y las imágenes de los recibimientos al equipo ponen los pelos de punta con miles de personas animando y una nube de humo azul tiñendo los aledaños del estadio del color del equipo.

Vean este vídeo sobre el recibimiento en la final:

Y las imágenes: