El consejero de Agricultura, en “Espacio Reservado”

“Tenemos que resolver los problemas de agricultores y ganaderos y no ver cómo pasan los acontecimientos”

“Es necesario conocer las existencias mensuales de vino y los datos tienen que estar a disposición del sector, muchas veces esos datos no han estado a la vista de todos”

El consejero de Agricultura, Desarrollo Rural y Medio Ambiente, Francisco Martínez Arroyo, ha señalado hoy que la administración regional «debe intervenir para resolver los problemas» de los auténticos protagonistas de la agricultura y la ganadería en Castilla-La Mancha, que son quienes se dedican a ella, «de ahí nuestra voluntad de cambio y de progreso en estas materias, tenemos que resolver esos problemas pero siempre de la mano del sector y no viendo cómo pasan los acontecimientos».

Lo ha dicho durante el desayuno informativo «Espacio Reservado» que ha organizado encastillalamancha.es en el Palacio de Congresos El Greco, en Toledo, al que han asistido unas 300 personas.

Martínez Arroyo ha recalcado que cuando el presidente de la región Emiliano García-Page, le pidió que fuera el consejero «me puso el listón muy alto, porque me dijo que casi todo el sector quería que fuera yo, por lo que me siento querido y valorado. En España se habla poco de agricultura a gran nivel y vemos con envidia que en otros países se habla mucho de agricultura. Tenemos que conseguir que esto cambie, pero incluso a nivel del presidente del Gobierno».

El consejero ha marcado las que ha denominado las cuatro líneas «que marcan el eje del discurso político de la Consejería de Agricultura: interlocución, transparencia, posición política y voluntad de cambio».

Interlocución «porque es prioritario trabajar en común y trabajar con otras administraciones, por lo tanto, mano tendida».

Transparencia, «tenemos que ser capaces de que todo el sector conozca las cosas que hacemos y disponga de la información necesaria para tomar decisiones, vamos a hacer un esfuerzo enorme en transparencia. Por ejemplo, en el vino es necesario conocer las existencias mensuales y estamos trabajando en ello. Y, además, tienen que estar a disposición del sector, porque muchas veces esos datos no han estado a la vista de todos».

Posición política, «sobre todo en lo que compete a la Consejería, Castilla-La Mancha tiene que tener clara su posición en la PAC (Política Agraria Común), y vamos a trabajar para tener esa posición».

Y voluntad de cambio, que citábamos al principio de esta información.