fbpx
viernes, 3 de diciembre de 2021
Educación en Igualdad, en el curso 2022-2023
Educación en Igualdad, en el curso 2022-2023
"Educación en valores cívicos y éticos'" - 31 enero 2021

Los alumnos de Primaria y de Educación Secundaria Obligatoria (ESO) de la región recuperarán la educación en ‘Igualdad, Tolerancia y Diversidad‘, asignatura que se ha dejado de impartir de manera experimental en Castilla-La Mancha, en el curso 2022-2023. Será entonces cuando se empiece a cursar de forma obligatoria ‘Educación en valores cívicos y éticos’, tal y como establece la Ley Orgánica de Modificación de la Ley Orgánica de Educación (Lomloe) ya en vigor.

Se impartirá la educación en Igualdad

Así lo ha explicado el viceconsejero de Educación, Amador Pastor, que ha recordado que ‘Igualdad, Tolerancia y Diversidad’, que emana de la Ley por una Sociedad Libre de Violencia de Género aprobada en el Parlamento autonómico aprobada en 2018, se ha impartido desde entonces de forma experimental en algunos centros de la región. El objetivo era consolidarse y empezar a tener carácter obligatorio este curso 2020-2021.


«En el tercer año de implementación de esta asignatura en algunos centros de la región se aventuraba una evidente aprobación de la Lomloe y entonces dudamos en abandonar o darle continuidad. Finalmente decidimos seguir y darle carácter de innovación para que pueda certificar como actividad de innovación en aquellos centros donde se ha cursado», ha detallado.

«En otra clave»

Dicho esto, el viceconsejero ha explicado que este curso, que sería el cuarto año de vigencia de ‘Igualdad, Tolerancia y Diversidad’, los centros, a causa del Covid-19, están en «otra clave». Tanto es así que la administración educativa y los colegios e institutos que participaban en el pilotaje decidieron no implementar dicha materia, «que se cursaba a costa de otras como lengua, matemáticas o ciencias», y recuperar el contenido de esas otras asignaturas que tienen carácter obligatorio, abandonándose por tanto el pilotaje.

«Esto ha sido coincidente con la aprobación de la Lomloe, que contempla que la nueva asignatura en valores cívicos y éticos incluya los contenidos que nosotros ya teníamos recogidos en nuestra asignatura ‘Igualdad, Tolerancia y Diversidad'», ha afirmado.

Ahora, ha proseguido Pastor, la Consejería de Educación, Cultura y Deportes está a la espera de que el Ministerio del ramo publique el Real Decreto de esa nueva asignatura que regule sus contenidos mínimos para poder elaborar el respectivo decreto autonómico que desarrolle el currículo de esa futura materia, que se impartirá en el segundo ciclo de Primaria y Secundaria.

«Tenemos claro que es importante educar en igualdad, diversidad o tolerancia, pero no lo es menos hacerlo en desarrollo sostenible o en derechos constitucionales. Por ello, el tratamiento de todos los contenidos va a quedar muy equilibrado», ha asegurado el viceconsejero, que ha destacado que Castilla-La Mancha, al haber impartido de manera experimental dicha materia, «tiene camino adelantado y por tanto le va a resultar «fácil» traspasarlo al borrador del currículum con los mínimos que establece el Ministerio que dirige Isabel Celaá.

En otro orden de cosas, el viceconsejero ha hablado de los cambios que la Lomloe contempla sobre la asignatura de Religión y la de Valores, asignatura espejo que hasta ahora cursan los estudiantes que declinan la opción religiosa.

La Religión, sin peso específico

Según amador Pastor, la también conocida como Ley Celaá viene a «corregir la desigualdad» que generaba la anterior norma educativa -la conocida como Ley Wert-, que daba a la Religión un peso específico a la hora de contar en la media de notas académicas para acceder a una beca o a un resultado de expediente.

«La Lomloe recoge que cursar o no religión no puede ni beneficiar ni perjudicar a la hora de obtener una nota media que sea garante de acceder a una beca. Rompe con esa tendencia», ha añadido.

En cuanto a los alumnos que no opten por la Religión, el viceconsejero ha explicado que dejarán de cursar la asignatura Valores como hasta ahora, pero seguirán siendo atendidos en el centro educativo aunque sin reforzar contenidos en otras materias como lengua, matemáticas o ciencias.

«El alumnado que esté cursando Religión avanzará en los contenidos que ha decidido profundizar como son los de la región católica, islámica o evangélica, que son las que se imparten en Castilla-La Mancha. El alumno que opte por no participar de esa hora de Religión tendrá que hacer hora de estudio, lectura o profundización de algún otro contenido, sin ser un refuerzo. Cada centro planificará la atención de este alumnado sin que suponga una discriminación positiva para los que no cursan Religión», ha terminado indicando.

(Visited 29 times, 1 visits today)