fbpx
viernes, 7 de octubre de 2022
tajo
Así ha amanecido el Tajo a su paso por Toledo el 31 de diciembre de 2017: lleno de mierda.
Cuando la espuma no deja ver el agua - 31 diciembre 2017 - Toledo

Es una pena y es lo que hay. Los episodios de espuma en el río Tajo a su paso por Toledo ya no son esporádicos, sino que se han convertido en la mierda nuestra de cada día. O, lo que es lo mismo, la mierda que nos acompaña. Porque sí, el Tajo a su paso por la ciudad de Toledo despide el año 2017 de la misma forma que lo comenzó, lleno de auténtica mierda.

Así está el Tajo el 31 de diciembre de 2017

Como las que ven en las imágenes que les mostramos y que están realizadas esta misma mañana del domingo 31 de diciembre de 2017. Una «bella» estampa navideña si no fuera porque lo blanco no es nieve, sino espumas que se forman en cuanto el agua coge un salto y se remueve, sacando a la luz el deterioro de un río que dejó de serlo hace tiempo para convertirse en un estercolero del río Jarama, donde vierten algunas de las industrias de la Comunidad de Madrid.


 

Ya lo hemos contado en el Anuario 2017 de encastillalamancha.es, que ha sido otro año trágico para el Tajo. Porque a los continuos trasvases en sus embalses de cabecera, Entrepeñas y Buendía, se ha sumado la sequía de los últimos meses. De hecho, el dato es estremecedor: solo en este último año se han perdido casi 200 hectómetros cúbicos, de los que por el canal del trasvase se llevaron 84,5. Que se dice pronto.

Por lo que llora la cabecera del Tajo y se nota en su cauce. Embalses que un día soñaron que eran un mar y que un buen día se despertaron siendo dos insoportables lodazales. Ha sido un año negro para el río, sí, aunque el que vemos a diario sea verde o marrón.

Una auténtica pena.

[ze_image id=»219251″ caption=»Da asco, ¿verdad? Es lo que hay en el Tajo.» type=»break_limited» src=»http://ecmadm.encastillalamancha.es/wp-content/uploads/2017/12/tajo_mierda.jpg» urlVideo=»» typeVideo=»» ]
(Visited 33 times, 1 visits today)