miércoles, 17 de julio de 2024
balonmano 30/10/2016junio 7th, 2017

El Abanca Ademar se mantiene invicto en el Palacio de los Deportes de León y como segundo clasificado en la Liga después de ganar al Guadalajara, en un partido marcado por una gran primera parte local y una espectacular reacción del equipo alcarreño en el segundo tiempo. No obstante, a los visitantes les faltó tiempo para sorprender a un rival que despertó a tiempo para que no saltara la sorpresa en León.

El equipo leonés comenzaba el partido mentalizado, sabedor de lo que había en juego para defender esa segunda posición ante un rival que el pasado año se convirtió en su pesadilla tras empatar en tierras alcarreñas y perder por tan solo un gol en tierras leonesas.


Tras el gol inicial del Guadalajara, los pupilos de Rafa Guijosa despertaban y marcaban un parcial de 4-0 que obligaba al técnico César Montes a pedir un tiempo muerto tras solo cinco minutos de juego para intentar reconducir la situación de un partido que no se estaba desarrollando según el guión previsto por el equipo visitante.

La buena defensa leonesa, junto con las contras letales del Ademar comenzaban a convertirse en la gran pesadilla del Guadalajara que a pesar de intentarlo se encontraban una y otra vez con un Cupara en la portería que lo paraba prácticamente todo.

Los locales se sentían cómodos y con el paso de los minutos fueron marcando más ventaja en el electrónico llegando justo al descanso con siete goles de ventaja, la máxima del partido ante un rival que no era capaz de encontrar la fórmula para reconducir la situación.

César Montes tuvo otro partido paralelo en el descanso con sus jugadores para buscar la tecla necesaria que les despertaran con la idea de intentar la remontada en la segunda parte

Y parece que su plan funcionó, porque el Guadalajara salió imparable con un parcial de 0-5 que les volvía a meter el partido.

El gran enfado de Rafa Guijosa lo despejó con un obligado tiempo muerto nada más empezar el segundo tiempo al ver como el gran trabajo del primer tiempo se había esfumado, pero su mensaje no dio el resultado esperado ya que los de Montes seguían acercándose en el marcador.

Vieyra se convertía en el oxígeno leonés y es que el Ademar en 14 minutos tan solo marcaba tres goles y el equipo alcarreño se ponía a tan solo un gol (19-18), pero a partir de ahí los locales despertaron liderados por el argentino para comenzar a marcar la diferencia ante un rival que comenzó a pagar el gran desgaste de su demoledor comienzo del segundo acto.

El Ademar lograba la victoria con un primer tiempo espléndido y un segundo en el que el Guadalajara estuvo a punto de dar la sorpresa pero no pudo con el gran potencial leonés que se mantiene en la segunda posición de la clasificación.

(Visited 15 times, 1 visits today)