fbpx
lunes, 23 de mayo de 2022
XV Encuentro de Salud Laboral de CCOO CLM.
XV Encuentro de Salud Laboral de CCOO CLM.
Contenido patrocinado - 29 junio 2021

Este martes 29 se está desarrollando una de las «citas obligadas» para la mejora de la seguridad y de las condiciones de trabajo, un encuentro que organiza CCOO Castilla-La Mancha en Toledo, donde más de 100 delegados sindicales se dan cita para mejorar sus conocimientos en materia de salud laboral.

Se trata del XV Encuentro regional de Salud Laboral de CCOO Castilla-La Mancha, una jornada en la Escuela Regional de Administración, en Toledo, donde los asistentes podrán aprender de ponentes de lujo, y que está realizada dentro de los planes de formación dirigidos a la mejora del dialogo social y la negociación colectiva en la región.


Y es que este foro lo inaugura el secretario confederal de Salud Laboral, Pedro J. Linares, el secretario general de CCOO, Paco de la Rosa, y la secretaria regional de Diálogo Social, Política Institucional y Salud Laboral de CCOO CLM, Raquel Payo.

En fotos, el XV Encuentro de Salud Laboral de CCOO Castilla-La Mancha

 

«Lo que pretendemos con este foro de trabajo es poner en común conocimiento, acercar a los delgados de prevención formación especial y específica, con personas de reconocido prestigio y tratar temas de absoluta actualidad para mejorar la salud laboral en las empresas», resume Payo.

Una formación que es fundamental para mejorar las condiciones de salud y seguridad en las que desempeñan su labor los trabajadores, puesto que «falta de información imposibilita de alguna manera que se demanden mejoras de condiciones en salud laboral. Si no sabes que es tu derecho nunca lo vas a exigir», resalta Payo.

Por ello, tanto este Encuentro como el resto de actividades formativas que desarrolla CCOO a lo largo de todo el año buscan «dotar a los representantes de los trabajadores de herramientas para que puedan exigir unas mejores condiciones«.

Una jornada que cumple 15 ediciones, lo que denota el éxito de la misma, el cual, según Payo, radica en acercar «a los delgados aspectos que les preocupan, delgados que se dejan la piel para mejorar esa condiciones, llevar tantos años intentando mejorar pone de manifiesto el compromiso de la organización para seguir formando e informando para que los representantes sindicales sean actores de cambio en las empresas para mejorar las condiciones«.

Foto: Rebeca Arango.

Foto: Rebeca Arango.

 

Tres pilares fundamentales del Encuentro de este año

La edición de este año gira en torno a tres temas fundamentales: el despido por ineptitud sobrevenida, los riesgos psicosociales y el papel que juega la inspección laboral sobre los mismos, así como el cáncer. Precisamente sobre este último, Payo destaca la presencia de Nicolás Olea, catedrático de Radiología y Medicina Física de la Universidad de Granada, experto en en las sustancias cancerígenas que pueden afectar a los entornos de trabajo.

«Nos parecía fundamental que alguien hablase de cáncer», indica, y por ello han logrado contar con la presencia de este catedrático con una gran bagaje investigador en «cáncer laboral, en todo lo que ver con la vida reproductiva, las sustancia que son alteradoras del sistema endocrino…», explica Payo, ya que «muchas sustancias en el entorno laboral que pueden desencadenar el desarrollo de un cáncer».

Una enfermedad que puede tardar en muchos años en aparecer, lo que hace que en ocasiones esta pase «a la contingencia común y no se reconozca como enfermedad laboral», lamenta la secretaria de Salud Laboral de CCOO CLM.

Otro de los expertos que interviene en el acto es Francisco Trillo, profesor de Derecho del Trabajo y Seguridad Social de la UCLM, que centrará su ponencia en el despido por ineptitud sobrevenida, temas que «preocupan sobremanera» al sindicato, por los riesgos a los que se enfrentan los trabajadores tras tener una lesión o que se encuentran en una ineptitud, puesto que es fundamental conocer en qué supuestos se puede adaptar su puesto de trabajo.

El Encuentro también cuenta con la presencia de María Luisa Ríos Sobrino, jefa de la Unidad Especializada de Seguridad y Salud en el Trabajo de la Inspección de Trabajo de la Seguridad Social de Toledo, con quien se ahonda en los riesgos psicosociales, dado que a los delgados sindicales les interesa saber cómo funcionan las evaluaciones y cómo aplicar las medidas las medidas preventivas, según detalla Payo.

El acto lo cierra la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco.

Foto: Rebeca Arango.

Foto: Rebeca Arango.

 

Castilla-La Mancha, a la cabeza de la siniestralidad

Mejorar las condiciones en las que se desarrolla el trabajo es fundamental y más en Castilla-La Mancha, puesto que está a la cabeza en siniestralidad laboral. «Es el peor indicador socio-laboral», resalta Payo, lo que deviene en una «situación de extrema gravedad» que hace que sea «la clase trabajadora la que tenga la máxima debilidad«, por lo que demanda la implicación al Gobierno regional, además de a los empresarios, puesto que son «los últimos responsables» de la seguridad de los trabajadores.

¿Por qué en la región es la que más accidentes laborales tiene? Payo expone que detrás de esas cifras está la «altísima rotación y temporalidad» del mercado de trabajo, y la «debilidad contractual tiene mucho que ver con la debilidad preventiva», ya que hace que «no exijas mejoras de condiciones».

«Nos falta cultura preventiva», alerta, puesto que es una de las cuestiones vitales para prevenir accidentes. «Las comunidades que tienen un bagaje industrial, tienen menos accidentes, tienen procesos más asentados. Ahí tenemos un gran caballo de batalla, hace falta una mayor sindicalización de los centros de trabajo. Los que tienen presencia sindical son más seguros que los que temen reclamar unas mejores condiciones de salud y seguridad», añade.

Esa falta de sindicalización se ve mucho más en regiones como Castilla-La Mancha, donde el tejido productivo lo componen muchas micropymes y, en ellas, hay delgados territoriales, pero no se eligen en cada empresa.

Además, este es un problema que no solo afecta a unos sectores determinados en algunas de las provincias. El problema es «estructural», según recuerda Payo.

En Guadalajara, una de las provincias de España con más accidentes, muchos de ellos tienen que ver con el sector servicios y la logística, pero en otras provincias los accidentes está en otros sectores, por lo que, tal y como detalla al secretaria de CCOO CLM, «si atajamos la accidentalidad en un sector, no se acabaría el problema».

Por ello insiste en la cultura preventiva y lo ejemplifica con la evolución que ha tenido las contrataciones, puesto que ahora «la gente tiene claro que no se puede trabajar sin contrato, igualmente deberíamos tener claro que sin programa de prevención o sin el equipo adecuado para manipular una sustancia, no se puede trabajar».

«Es fundamental interiorizarlo porque nos va la vida en ello», sentencia.

Cumplimiento formal, pero no real

La responsable del área de Salud Laboral cree que el problema en España no es de legislación, puesto que es «amplísima, más que en otros países del entorno». Pero ella pone el acento en que «tenemos un altísimo cumplimiento formal de la ley, pero menos cumplimiento real«, ya que, como recuerda, de poco sirve un plan de prevención si solo se tiene «en la estantería».

El cambio en pocos lustros

A pesar del elevado número de accidentes que sufren los trabajadores en la región, lo cierto es que en lo últimos años se ha avanzado mucho en materia de prevención de riesgos laborales. Payo recuerda como en las primeras ediciones del Encuentro de Salud Laboral se centraban en «paliar el accidente de libro, la caída», pero que poco a poco se ha ido a los aspectos más concretos. «Primero se atajaron los problemas de seguridad, luego los higiénicos, los ruidos, las sustancias nocivas, en aquella época los riesgos psicosociales se consideraban emergentes», recuerda. «Se ha trabajado intensamente y hemos llegado a la especialización«, concluye Raquel Payo, la secretaria de Salud Laboral de CCOO CLM.

(Visited 123 times, 1 visits today)