fbpx
viernes, 2 de diciembre de 2022
El consejero de Educación, Ángel Felpeto, en rueda de prensa.
Tras la petición de Collado - 20 diciembre 2017 - Castilla-La Mancha

El consejero de Educación, Ángel Felpeto, ha asegurado que el Gobierno regional está «obligado» a cumplir con el «mandato del Tribunal de Cuentas» y hacer un control del gasto de la Universidad de Castilla-La Mancha, pero ha tendido la mano para hacerlo conjuntamente con el Consejo Social de la UCLM.

A preguntas de los periodistas, Felpeto ha respondido a la petición del rector, Miguel Ángel Collado, de que se recupere la Sindicatura de Cuentas y que este órgano fiscalice el gasto universitario.


Felpeto vuelve a incidir en el Consejo Social

Felpeto ha explicado que la Sindicatura «no tiene nada que ver» porque la Universidad tiene un órgano de participación como el Consejo Social que se ocupa del control del gasto, y ha afirmado que lo que se propone es cumplir con el mandato del Tribunal de Cuentas que planteó al Gobierno regional que arbitrase mecanismos de control de las distintas entidades, entre ellas la Universidad.

«Estamos obligados a establecer esos mecanismos de control y lo que queremos es hacerlo de la mano siempre del Consejo Social», ha remarcado el consejero quien ha asegurado que respeta la opinión del rector aunque considera que la Sindicatura no tiene relación con el debate del control de las cuentas que se ha generado a raíz del presupuesto autonómico para 2018.

Ruiz Molina recuerda la función del Tribunal

Por su parte, el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, ha reconocido, también a preguntas de preguntas de periodistas, que no entendió «muy bien» las palabras del rector sobre la Sindicatura de Cuentas ya que el papel que este organismo hacía lo desarrolla ahora el Tribunal de Cuentas.

Ruiz Molina ha explicado que hay dos tipos de control, externo (que lo desarrolla el Tribunal de Cuentas, y antes la Sindicatura) y el interno, que es el que debe hacerse a través de la Intervención General de la Junta según ha marcado el Tribunal de Cuentas.

«Lo que nos dice el Tribunal de Cuentas es que la Universidad debe estar sujeta, también, a control interno, como lo estamos todas las administraciones», ha precisado.

Al igual que Felpeto, Ruiz Molina ha subrayado que la Junta va a dar cuenta al Consejo Social de la UCLM sobre cómo se hará el control y también informará de los resultados.

[ze_summary text=»El recurso de la UCLM, de ser aceptado, eliminaría la parte del Proyecto de presupuestos que habla del control de gasto»]El recurso de la UCLM, de ser aceptado, eliminaría la parte del Proyecto de presupuestos que habla del control de gasto[/ze_summary] 

Respecto al posible recurso que pueda presentar la UCLM al presupuesto de 2018, el consejero de Hacienda ha precisado que la «trascendencia» que puede tener es que se elimine del proyecto la parte que habla del control del gasto de la institución universitaria.

No obstante, ha considerado un «error» el planteamiento de que los mecanismos de control «atentan contra la autonomía» de la Universidad y ha recalcado que todas las entidades que reciben recursos públicos deben explicar a qué se destina.

(Visited 30 times, 1 visits today)