domingo, 3 de marzo de 2024
14/12/2011junio 14th, 2017

Arturo García Tizón, presidente de la Diputación de Toledo, cree que la deuda de la institución, de 130 millones, es «asumible pero con muchas austeridad» y estima que con los Presupuestos de 2012 el equipo de gobierno «bajará la deuda en un 10 por 100». Tizón reitera que el adelanto que ha habido para los pueblos de 18 millones jamás se había dado. Por otro lado, retomando una de sus promesas al acceder al mando, de propiciar las mancomunidades o gobiernos compartidos de los pueblos, afirma que el asunto está pendiente de la reforma de la Ley de Bases de Régimen Local.

Esa es la deuda de la Diputación, 130 millones, de los que 90 son a largo plazo y 40 al Estado (esta a cinco años). García-Tizón calificó la deuda de «asumible, pero mucha austeridad». El presidente de la institución provincial quiso dejar claro además que a la Diputación la Junta (por la gestión del Hospital Provincial y la Residencia Social Asistida) y el Estado le deben unos 42 millones.


Por otro lado, García-Tizón informó de que la institución espera a la reforma de la Ley de Bases de Régimen Local para llevar a cabo una de sus promesas al asumir el cargo, la potenciación de las mancomunidades.

Por último, el presidente de la Diputación se refirió a los 100 contratos por obras y servicios que el anterior equipo de gobierno hizo fijod tres días antes de las pasadas elecciones locales. Informó de que están a la espera de la decisión del Consejo Consultivo sobre la nulidad o no del decreto que cambió los contratos. Aunque la decisión anulara el decreto, avanzó que los contratos que tuvieran que ver con el convenio con el Sescam, es decir los relativos a empleos en el Hospital Provincial, se mantendrían siempre que ocurierra otro tanto con el convenio.

(Visited 15 times, 1 visits today)