fbpx
lunes, 15 de agosto de 2022
Un momento de la manifestación contra la reforma de la "Ley Mordaza" en Toledo.
Un momento de la manifestación contra la reforma de la "Ley Mordaza" en Toledo.
Ha habido 130 manifestaciones en 25 ciudades - 13 febrero 2022 - Toledo

Organizaciones de Albacete, Ciudad Real, Guadalajara y Toledo se han sumado este domingo a las movilizaciones que han tenido lugar en toda España para reclamar que la reforma de la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como ley mordaza, no sea «tibia» y que garantice el libre ejercicio de los derechos fundamentales, porque no quieren «ni ley mordaza, ni mordaza maquillada».

Más de 100 colectivos sociales de todo el país han llamado a concentraciones para este domingo en más de veinte ciudades, dos días antes de que el próximo martes la ponencia parlamentaria encargada de la modificación de la Ley de Seguridad Ciudadana retome sus trabajos con el debate de los cambios más polémicos, como las devoluciones en caliente o el uso de material antidisturbios.


La plataforma ciudadana No Somos Delito, junto a colectivos, organizaciones y movimientos sociales, reclama con estas movilizaciones que la reforma de la ley mordaza no sea «un maquillaje de la ley actual».

En cuatro capitales de CLM

Han convocado movilizaciones en más de 20 territorios, entre ellos Madrid, Barcelona, Valencia, Murcia, Pamplona, Granada, Vitoria, Pontevedra, Toledo, Guadalajara, Santiago, Castellón, Logroño, A Coruña, Albacete, Ciudad Real, Málaga, Oviedo, Terrassa, Huelva, Cádiz, Mérida y León.

Los manifestantes creen que la reforma es muy insuficiente.

Los manifestantes creen que la reforma es muy insuficiente.

En declaraciones a los periodistas en Madrid, el representante de Amnistía Internacional Carlos Escaño ha recordado que la mayoría del Congreso se comprometió en su día «a revertir el retroceso en derecho y libertades» que provocó la ley.

Sin embargo, lo que ahora se debate en la Cámara no son más que «pequeños cambios» e «insuficientes», por lo que los convocantes de 130 manifestaciones en 25 ciudades españolas quieren recordar a los grupos parlamentarios que «no se están alineando con los estándares internacionales de los derechos humanos», ha resaltado Escaño.

Mientras, Javier García Raboso, de Greanpeace, ha insistido en la necesidad de derogar una ley que «nunca debió ver la luz» y conseguir una nueva norma que «garantice realmente los derechos y libertades de una democracia madura».

«Abogamos por la derogación completa, porque la propuesta de reoforma actual es sumamente tibia».

(Visited 97 times, 1 visits today)