lunes, 15 de julio de 2024
En las autonómicas de 2015 07/12/2011junio 14th, 2017

El alcalde de Toledo, Emiliano García-Page, ha planteado la posibilidad de que el líder del PSOE de Castilla-La Mancha no sea el candidato de cara a las próximas elecciones autonómicas dentro de cuatro años, un debate que también se ha abierto a nivel nacional en el partido. García-Page, en declaraciones a los periodistas durante la inauguración de la pista de hielo, ha justificado esta posibilidad por «las circunstancias» actuales del partido, que afronta un debate «verdaderamente resbaladizo».

«Está muy interesante el debate, espero que no resbalemos, simple y llanamente que nos apretemos bien las botas», ha afirmado el alcalde toledano, quien ha anunciado que «estos días» mantiene numerosos contactos con otros alcaldes socialistas con el fin de que el municipalismo «pese lo más posible» en el Congreso Federal del partido.


El alcalde toledano ha vuelto a ser preguntado por su futuro como posible líder regional del PSOE, tanto en España como en Castilla-La Mancha, y sobre las discrepancias que se han hecho públicas en el PSOE castellanomanchego en los últimos días.

García-Page ha dicho que la dirección del partido y la candidatura a la Presidencia son aspectos que «empiezan a perfilarse de manera distinta» de cara al próximo Congreso Federal del PSOE de febrero y, por ello, ha planteado la posibilidad de que se convierta también en un «escenario válido» en la región, porque «hay cosas que no conviene mezclar».

El regidor toledano ha hecho esta argumentación tras subrayar que el hecho de ser senador por designación autonómica no va unido, «ni mucho menos», a la obligación de ostentar otra responsabilidad regional, algo que, a su juicio, sería «absurdo».

En ese contexto, ha recordado que el propio expresidente autonómico José María Barreda iba a ser designado senador en representación de Castilla-La Mancha algo que, en ese caso, hubiese supuesto que el cargo fuese «de salida, de retirada» y no un motivo para liderar el partido.

García-Page ha subrayado que el PSOE de la región será «siempre autónomo» para decidir sus intereses, aunque ha destacado la necesidad de «tomar parte activa en Madrid» de cara al futuro.

Así, ha manifestado su deseo de que el PSOE de Castilla-La Mancha esté unido al partido a nivel nacional, igual que el de que el PSC «fuera un partido siempre vinculado al PSOE y formara parte siempre del mismo engranaje»

(Visited 16 times, 1 visits today)